•   Lima, Perú  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Policía peruana detuvo hoy a 23 personas que participaron en actos de violencia y agresiones a sus agentes y a periodistas en el centro de Lima, en medio de una protesta de mineros informales contra las leyes que ordenan su formalización, informó el Ministerio del Interior.

Un comunicado del Ministerio señaló que los procuradores públicos del sector interpondrán las denuncias contra aquellos responsables de haber atacado con objetos contundentes a la Policía Nacional y atentar contra la propiedad pública y privada.

La Policía detuvo a 20 hombres y tres mujeres que provocaron destrozos en diversos vehículos particulares, daño contra el ornato y ataques contra periodistas que cumplían con su labor informativa, añadió la fuente oficial.

Los mineros, que se encuentran desde el fin de semana pasado en la céntrica plaza limeña Dos de Mayo, iniciaron este miércoles una marcha hasta la avenida Abancay, en las cercanías de la sede del Congreso, donde fueron detenidos por un barrera de agentes antidisturbios.

Esa situación generó un enfrentamiento con palos y piedras mientras que la Policía respondió con gases lacrimógenos.

Según mostraron medios locales, los mineros sacaron los ladrillos y adoquines de las veredas centrales de la avenida Colmena para arrojárselos a la Policía y atacaron varios vehículos particulares, uno de los cuales fue volteado.

Tras una hora de enfrentamientos, los mineros se replegaron hacia la Plaza San Martín, donde la policía desplegó un cerco para evitar nuevos incidentes.

El Gobierno del presidente peruano, Ollanta Humala, ratificó este miércoles que llegó a un acuerdo con los mineros informales de varias regiones del país, pero los trabajadores rechazan las negociaciones que hacen sus dirigentes.