• |
  • |
  • END

Los líderes mundiales saludaron ayer miércoles la elección de Barack Obama a la presidencia de Estados Unidos, en la que intuyen el inicio de una nueva era, alentados por las promesas de “cambio” de quien sucederá en enero a George W. Bush.

“Ha transcurrido mucho tiempo. Pero esta noche, gracias a lo que hicimos este día, en esta elección, en este momento de definiciones, el cambio ha llegado a Estados Unidos”, dijo Obama en su primer discurso de presidente electo.

Las felicitaciones llovieron tan pronto como se supo que Obama había derrotado de manera contundente al republicano John McCain.

Nelson Mandela, que pasó años en las prisiones de Sudáfrica y accedió al poder tras el fin del régimen del apartheid, afirmó que la elección de Obama demuestra que se puede “soñar con un mundo mejor”.

El gobierno de Kenia, país del fallecido padre de Obama y donde viven su abuela y sus medio hermanos, decretó feriado nacional.

Líderes latinos
Los países latinoamericanos, incluidos los más críticos con la política de Estados Unidos como Venezuela y Bolivia, se sumaron calurosamente a las felicitaciones a Obama, a quien pidieron que “distienda” y “cambie” los vínculos de su país con el subcontinente.

“Espero que tenga una relación más fuerte con América Latina, con Sudamérica, con Brasil”, dijo el presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva.

“Es necesario que EU construya una política activa en relación a América Latina”, y que además “el bloqueo a Cuba acabe”, porque no tiene “ninguna explicación”, agregó.

Esta última petición fue reiterada por el presidente boliviano Evo Morales, quien calificó de “triunfo histórico” la victoria de Obama, “un señor que viene desde los sectores más discriminados, de sectores esclavizados”, subrayó.

El Presidente de México, Felipe Calderón, invitó a Obama a “trabajar en la construcción de un mejor futuro para la región” latinoamericana y caribeña, y a visitar próximamente su país.

En Estados Unidos viven 12 millones de mexicanos, la mitad de ellos indocumentados, y la cuestión migratoria se ha convertido en uno de los temas más espinosos en las relaciones bilaterales.

Hugo Chávez, el presidente venezolano enfrentado desde hace años a la Administración Bush, felicitó a Obama por su “elección histórica”, y ratificó su voluntad de restablecer “nuevas relaciones” con Estados Unidos y relanzar “una agenda bilateral constructiva”.

En Argentina, la presidenta Cristina Kirchner dijo que la elección de Obama es “un gran hito en una de las epopeyas más apasionantes de la historia, la lucha contra la discriminación y por la igualdad de oportunidades”.

Y desde Chile, la presidenta Michelle Bachelet le deseó éxito a Obama, al igual que su homólogo uruguayo, Tabaré Vázquez.

Asimismo, el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, afirmó que “no cabe ninguna duda” de que Estados Unidos va a cambiar con Obama, incluida su relación con América Latina.

El primer ministro canadiense, Stephen Harper, expresó por su parte su deseo de encontrarse con Obama para “seguir intensificando los nexos privilegiados entre Canadá y Estados Unidos”.