•   Madrid  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Varios miles de personas se concentraron ayer en la céntrica Puerta del Sol de Madrid, en favor de un sistema republicano y para pedir la celebración de un referendo sobre la continuidad o no de la monarquía en España, tras la abdicación del rey Juan Carlos.

Organizaciones republicanas y afines convocaron ayer esta manifestación pocas horas después de conocerse la decisión del rey Juan Carlos de abdicar en su hijo, el príncipe Felipe de Borbón.

Al menos 1,500 personas habían respondido a la convocatoria a la hora prevista de su inicio, pero posteriormente el número de manifestantes iba en aumento.

Los participantes, convocados por colectivos y movimientos sociales bajo el lema “Jaque a la Monarquía. Procesos constituyentes”, pedían un referendo sobre la continuidad de la monarquía.

Protesta “ilegal”

Las autoridades consideraban ilegal esta protesta porque no se pidió permiso para su celebración.

Los manifestantes se congregaron en un ambiente tranquilo, pacífico y con numerosas banderas republicanas, gritando consignas como “Lárgate, Felipe, rájate”, “El Borbón, sin pensión” o “España mañana será republicana”.

Lara declaró que “la república no ha llegado todavía, pero ya está cerca con la abdicación del rey” y sostuvo que “es el momento de darle la palabra al pueblo soberano para que los ciudadanos decidan” si quieren una monarquía o una república”.

Tuvo su momento

Juan Carlos “tuvo su momento pero ahora mismo es un poco arcaico, un poco inútil”, y supone “un gran costo, sobre todo en la situación de crisis que vivimos”, declaró Paula Torrija, terapeuta ocupacional de 24 años.

“Creo que sería un buen momento para que empiece la república”, señaló la joven en la Puerta del Sol, tomada por miles de manifestantes a los que la Policía trataba de contener.

“Estoy aquí porque quiero elegir a mi jefe de Estado. Tengo 25 años y no voy a esperar otros 40” para poder hacerlo, declaró Daniel Martín, estudiante de Sociología en la Universidad Complutense de Madrid.

“Tenemos que cambiar ya”, agregó el joven de 25 años, que rechaza que el príncipe Felipe tenga cualquier legitimidad para el trono de España.

“Más que la legitimidad del rey, lo que no entiendo es la legitimidad del príncipe. Es hijo de su padre y punto. Él no tiene ninguna legitimidad. El rey tenía legitimidad por lo menos por la transición” que él lideró tras el fin de la dictadura franquista, en 1975. En esos momentos, “fue útil, pero después no”, opinó Martín.

 

“Más que la legitimidad del rey, lo que no entiendo es la legitimidad del príncipe. Es hijo de su padre y punto. Él no tiene ninguna legitimidad. El rey tenía legitimidad por lo menos por la transición”.

Daniel Martín, universitario español.