• Washington |
  • |
  • |
  • AFP

El navío estadounidense USS Mesa Verde, con 550 marines y aviones-helicópteros Osprey a bordo, arribó al Golfo para enviar refuerzos en caso de una eventual evacuación de la embajada en Bagdad, anunció el lunes el Pentágono.

“El secretario de Defensa Chuck Hagel ordenó al navío de transporte anfibio USS Mesa Verde entrar en el Golfo. El buque ya franqueó el estrecho de Ormuz”, afirmó el portavoz del Pentágono, contraalmirante John Kirby, en un comunicado.

Los marines podrían participar, en caso necesario, en operaciones de evacuación de la embajada estadounidense en Bagdad, si se agravara la situación, según un alto funcionario del Pentágono.

Refuerzan embajada

Frente a la inestabilidad y la violencia en Irak, Estados Unidos y Australia confirmaron la evacuación de su personal diplomático. Washington anunció también el envío de refuerzos a su embajada situada en la muy protegida “zona verde” de Bagdad.

“El USS Mesa Verde es capaz de efectuar toda una serie de operaciones de reacción rápida y en respuesta a situaciones de crisis”, agregó Kirby.

Hagel ya había ordenado el envío del portaaviones George H. W. Bush al Golfo “en caso de ser necesario recurrir a una operación militar”, anunció Washington el domingo.

Condenan masacre

Los yihadistas han lanzado una fuerte ofensiva en Irak, obligando una contraofensiva del Gobierno iraquí.

Estados Unidos condenó el domingo la “horrenda” masacre perpetrada por militantes yihadistas, que afirmaron haber matado a 1,700 miembros de la fuerza aérea iraquí en la norteña ciudad de Tikrit.

Los yihadistas controlan la segunda mayor ciudad de Irak, Mosul, su provincia (Nínive, norte), Tikrit y otras regiones de la provincia de Saladino, así como otros sectores en las provincias de Diyala (este) y Kirkuk (norte).