• Santo Domingo, República Dominicana |
  • |
  • |
  • EFE

El chikungunya fue una de las prioridades marcadas en el encuentro ayer del Consejo de Ministros de Salud de Centroamérica, Comisca, en la capital dominicana.

Según el último boletín epidemiológico del Ministerio dominicano de Salud Pública, en el 68% de los hogares del Gran Santo Domingo ha habido al menos un caso sospechoso.

El informe también indica que el 40% de los enfermos del Gran Santo Domingo demandó atención en salud y el 3% tuvo que ser hospitalizado por esta causa.

Asimismo, dicho boletín apunta que, según la Organización Panamericana de la Salud, OPS, América registra 183,781 casos sospechosos de chikungunya, incluidas 22 defunciones, y ya son 18 los países y territorios americanos afectados por la enfermedad.

Casos importados

Además, otros nueve países recibieron casos importados, aunque “aún no tienen transmisión autóctona”, explica el boletín.

En la República Dominicana se han registrado 136,835 casos sospechosos de chikungunya y tres muertes supuestamente como consecuencia de la enfermedad, según el boletín del Ministerio de Salud Pública.

Los últimos datos apuntan que más del 70% de los casos sospechosos de chikungunya reportados en América se registran en República Dominicana.

Fuerte avance

El informe dice que la epidemia registra una tasa de incidencia de 1,318 casos por cada 100,000 habitantes en la República Dominicana.

Honduras, donde el chikungunya no ha llegado, también se está preparando para prevenirlo y enfrentarlo, según comentó la ministra de Salud del país centroamericano, Yolany Batres.

En la reunión del Comisca, mantenida en Santo Domingo, estuvieron presentes los ministros de Salud de Honduras, República Dominicana y Belice, así como representantes de los ministerios de Costa Rica, El Salvador, Panamá, Nicaragua y Guatemala.

Entre las principales estrategias discutidas figuran las enfermedades endémicas en el área y el abordaje que, como región, se dará a la presencia del virus del chikungunya.

República Dominicana figura como uno de los países más afectados, con el 68% de los hogares de la capital con al menos un caso sospechoso