•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Estados Unidos detectó el lanzamiento de un misil antiaéreo y observó su trayectoria el jueves pasado, cuando un avión de pasajeros resultó derribado en el este de Ucrania, afirmó ayer el secretario de Estado, John Kerry.

“Sabemos con certeza que durante el último mes ha habido un flujo de armamento, un convoy de unos 150 vehículos incluidos transportes de personal, lanza misiles, artillería, de Rusia hacia el este de Ucrania”, dijo Kerry en una entrevista con la red CNN de televisión.

Kerry afirmó que los separatistas prorrusos en el este de Ucrania han derribado una docena de aviones en el último mes y el jueves pasado se jactaron de haber derribado otro hasta que se dieron cuenta que se trataba de un avión comercial.

“Los separatistas tienen la capacidad, obtenida por la instrucción en Rusia, para el uso de los sistemas (de misiles) tierra-aire”, añadió Kerry. “Y sabemos que ellos tienen esos sistemas, y sabemos que (las fuerzas del gobierno de Ucrania) no tenían un sistema así en la región”.

Mientras el gobierno de Washington insiste en que debe haber una investigación válida de lo ocurrido con el vuelo de la aerolínea de Malasia, Kerry apareció ayer en cinco programas de televisión para responsabilizar a los separatistas prorrusos.

identificar las víctimas

Expertos de la Oficina Europea de Policía (Europol) y de Interpol participarán juntos en un equipo que se desplazará a Ucrania en los próximos días para ayudar en las tareas de identificación de las víctimas del avión siniestrado el jueves en Ucrania, informó ayer Europol.

“Al menos un experto de Europol se unirá al equipo de Interpol, que incluye especialistas en la identificación de víctimas en los casos de desastres y a un responsable de la Comisión Internacional de Personas Desaparecidas”, indica el comunicado.

Por otra parte, el presidente francés, François Hollande, la canciller alemana, Angela Merkel, y el primer ministro británico, David Cameron, exigieron ayer al presidente ruso, Vladimir Putin, que haya “acceso libre y total” a la zona de la catástrofe del avión de Malaysian Airlines para los investigadores internacionales.

 

198 cuerpos han sido localizados hasta ahora.

 

298 personas iban a bordo del avión siniestrado.