•   Gaza / Jerusalén  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El movimiento islamista Hamás aseguró hoy que "no cederá a las presiones internacionales" para alcanzar un alto el fuego en Gaza y que continuará la "resistencia armada" hasta que sus demandas y "las aspiraciones de nuestro pueblo" sean satisfechas.

En diferentes comunicados difundidos hoy, varios líderes de Hamás reiteraron su intención de seguir adelante con la lucha armada en el marco de la actual ofensiva militar que Israel inició el pasado 8 de julio, y que la comunidad internacional trata de frenar.

Sami Abu Zuhri, portavoz del grupo en la Franja, aseguró en un comunicado que los actuales "esfuerzos internacionales para alcanzar un alto al fuego están dirigidos a sacar de Israel de la difícil situación en la que se encuentra".

"La resistencia armada no cederá a las presiones y dictará sus propias condiciones a través de su superioridad en el terreno", sostuvo Abu Zuhri al considerar que las negociaciones para ese cese de las hostilidades no contemplan sus demandas.

En la misma línea se pronunció el antiguo primer ministro de Hamás, Ismael Haniye, quien afirmó que "el enemigo es derrotado en las fronteras y la resistencia armada satisfará las demandas y aspiraciones de nuestro pueblo".

"Las condiciones de la resistencia armada son las mínimas demandas para cualquier alto al fuego y los sacrificios de nuestro pueblo están pavimentando el camino a la victoria", insistió.

Las declaraciones fueron emitidas en una jornada en la que, por segunda vez en una semana, la maquinaria diplomática se ha puesto en marcha para tratar de poner freno al enfrentamiento armado que deja, hasta el momento, 514 palestinos y 20 israelíes muertos.