elnuevodiario.com.ni
  • San Salvador, El Salvador |
  • |
  • |
  • EFE

Las pandillas salvadoreñas aseguraron hoy que hace casi una semana retomaron la "tregua" o pacto de no agresión que abrieron en 2012 para disminuir los homicidios en El Salvador.

En un comunicado, las pandillas anunciaron "este nuevo paso que inició el 24 de agosto" y pidieron el apoyo del Gobierno y otros sectores para asegurar su "éxito".

"Por iniciativa propia hemos decidido dar inicio a partir del domingo 24 de agosto a una segunda etapa del proceso de paz, iniciado el 9 de marzo de 2012", señaló el comunicado distribuido a la prensa por correo electrónico.

La "tregua" entre las pandillas hizo bajar los homicidios de unos 14 a 5 o 6 diarios desde 2012, pero a partir de finales de 2013 los asesinatos repuntaron y actualmente rondan entre 10 y 12 diarios, según datos policiales.


Funes había dicho que tregua “fracasado”

En mayo pasado, el entonces presidente salvadoreño, Mauricio Funes, aseguró que la "tregua" había "fracasado".

Según el Gobierno de Funes (2009-2014), el pacto fue acordado por la Mara Salvatrucha y la Mara 18, las pandillas más grandes y violentas que operan en el país, y luego se sumaron otras bandas.

El Gobierno de Funes siempre negó señalamientos de que había negociado con las pandillas para que dejaran de matar y sostuvo que sólo era un "facilitador" a través de un grupo de mediadores.

Las maras indicaron hoy en su comunicado que "esta segunda etapa" del "proceso de paz" incluye la "renovación y reafirmación de los cinco compromisos iniciales", uno de ellos "cesar todo tipo de hostilidades entre los miembros de pandillas".

Otros "compromisos" son "cesar acciones contra miembros y familiares de la FAES" (Fuerza Armada de El Salvador) y "cesar acciones contra miembros y familiares de la PNC" (Policía Nacional Civil).

Sin embargo, entre el jueves y hoy fueron asesinados dos soldados, uno en Sonsonate (oeste) y el otro en San Miguel (este), supuestamente por pandilleros, según reportes de la PNC, que también registra una veintena de policías asesinados en este año.


Suspenderán acoso a colegios

Además, decenas de pandilleros fueron capturados el pasado martes cuando intentaban emboscar patrullas policiales y militares tras atraerlas mediante unos reportes falsos por la línea de emergencias 911 de la PNC en San Miguel.

Las pandillas señalaron que los otros dos "compromisos" son "cesar acciones contra miembros y familiares de custodios del sistema penitenciario" y "evitar al máximo la generación de víctimas civiles, llámense motoristas, cobradores, pasajeros (del transporte público) y otros".

Asimismo, aseguraron que suspenderán "todo tipo de acoso a los centros escolares" y "el reclutamiento forzoso" de jóvenes para integrarse a las pandillas.

"Concebimos este nuevo esfuerzo como una segunda oportunidad para que el país pueda alcanzar la paz, razón por la cual hacemos un llamado a todos los actores sociales a apoyarlo", agregaron.

También le pidieron al Gobierno del presidente Salvador Sánchez Cerén "brindar facilidades para que entes de la sociedad civil e iglesias puedan facilitar el diálogo y la comunicación necesaria para dirimir conflictos domésticos y cotidianos que aseguren el éxito del proceso de paz en esta segunda etapa".

Las pandillas salvadoreñas están integradas por más de 64,000 miembros, según las autoridades.