elnuevodiario.com.ni
  •   Beirut, Libano  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La aviación siria mató a por lo menos 17 combatientes del Estado Islámico (EI) y a un niño el sábado en un ataque contra un campo de entrenamiento del grupo en la provincia de Deir Ezor (este), anunció una ONG el domingo.

El ataque aéreo "fue lanzado directamente contra los dormitorios de los yihadistas en el campo de entrenamiento de Tibni", cerca de la frontera entre la provincia de Deir Ezor y la de Raqa (norte), que el EI controla totalmente, indicó el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH).

Un niño que visitaba a su hermano, yihadista de EI, también perdió la vida, agregó el OSDH.

El sábado, esa ONG señaló un balance de ocho yihadistas muertos en dicho ataque.

El EI, que controla varios sectores en Siria e Irak, domina gran parte de la provincia de Deir Ezor.

Desde hace algunas semanas, el régimen lleva a cabo ataques contra las localidades controladas por los yihadistas en el norte y el este sirio. Según los militantes, esa ofensiva costó la vida a numerosos civiles.

El sábado de noche también se registraron ataques en los sectores controlados por EI en la provincia de Hasaka (al norte de Deir Ezor), donde combatientes kurdos luchan contra los yihadistas en tierra, según el OSDH.