elnuevodiario.com.ni
  •   Los Ángeles, California  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un hombre permanece detenido en Estados Unidos acusado de terrorismo por presuntamente amenazar con decapitar a una mujer en nombre del grupo Estado Islámico (EI), informó el lunes la policía, una semana después de que una persona fuera degollada.

Jacob Muriithi, nacido en Kenia, supuestamente amenazó el 13 de septiembre a una mujer que trabaja en una residencia de ancianos en Oklahoma City, en el centro-sur del país.

La policía tomó muy en serio la intimidación y decidió arrestar a Muriithi, después de que el viernes pasado un hombre decapitara a un compañero de trabajo en la vecina ciudad de Moore, explicó el portavoz policial Dexter Nelson.

"La mujer no sabía lo que es el EI. Cuando supo el significado y vio quién se lo había dicho, comenzó a dudar si el hombre estaba bromeando", agregó la fuente.

Muriithi dijo a la mujer que "representaba al EI" y le explicó que ese grupo "mata a cristianos cortándoles la cabeza", detalló Nelson.

El hombre posteriormente preguntó a la mujer a qué hora salía de trabajar y "le dijo que la esperaría para cortarle la cabeza con una cuchilla y que lo colgaría en Facebook", agregó el portavoz policial.

El juez, que impuso a Muriithi una fianza de un millón de dólares, le acusó en un primer momento de amenazas con violencia, pero cambió el delito a amenaza terrorista.

Las autoridades estadounidenses no han confirmado si existe alguna relación entre este hecho y las decapitaciones perpetradas por el EI contra varios ciudadanos occidentales en Oriente Medio y Argelia.

El portavoz de la policía de Oklahoma City subrayó que el incidente del 13 de septiembre no está vinculado con la decapitación ocurrida en Moore.

La confesión de la mujer "provocó que nuestros investigadores tomaran más en serio los hechos", puntualizó el oficial.