•   Washintong, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente de EE.UU., Barack Obama, dijo hoy que el jefe del Kremlin, Vladímir Putin, está "asustando" a sus países vecinos con una política improvisada y de corte "nacionalista" que, además, está "dañando gravemente" a la economía rusa.

"Creo que la situación en Ucrania le tomó por sorpresa (a Putin)" y la postura que ha adoptado "está funcionando para él políticamente dentro de Rusia", pese a que Moscú "está aislándose completamente a nivel internacional", reflexionó Obama durante una sesión de preguntas y respuestas con líderes empresariales del país.

Además, el presidente dijo no sentirse "optimista" acerca de que Putin vaya a cambiar de actitud.

Obama calificó su relación con Putin como "directa" y "franca", frente a la "muy productiva" que tuvo con el actual primer ministro ruso, Dmitri Medvédev, cuando este era presidente.

Por otro lado, el mandatario habló también de China y se mostró mucho más optimista, ya que, a su juicio, Pekín "tiene un fuerte interés en mantener unas buenas relaciones con Estados Unidos".

"Nuestro objetivo con China es decirles que nosotros también queremos una relación constructiva", comentó Obama, quien realizó en noviembre una visita de Estado al país asiático y se reunió con el presidente chino, Xi Jinping.

[Te interesa: Putin repite como persona más poderosa del mundo]

Xi "se ha consolidado en el poder de una manera más rápida y más amplia que nadie probablemente desde Deng Xiaoping", según Obama, quien alertó, no obstante, de los "peligros" que sigue habiendo en China "en temas de derechos humanos" y del trato a los disidentes.

Sobre Oriente Medio, el mandatario anotó que la región está viviendo "un cambio generacional" y, por ello, la situación allí "es complicada, y es peligrosa".