•   Bangkok, Tailandia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los equipos de rescate indonesios han recuperado de momento 39 de los 162 cuerpos del avión de AirAsia accidentado hace nueve días en el mar de Java, donde las fuertes corrientes y olas dificultan las tareas de búsqueda, indicaron hoy fuentes oficiales.

El director de las operaciones, Suryadi B. Supriyadi, lamentó que el trabajo de los barcos y aviones del equipo internacional que participa en las operaciones no ha progresado de manera significativa, según el canal de televisión Channel News Asia.

Los equipos recuperaron hoy dos cadáveres, lo que eleva a 39 el número total de los cuerpos retirados de las aguas, algunos aún en sus asientos, mientras que han identificado a 16.

Los equipos de rescate continúan con la búsqueda de más víctimas y de las cajas negras del avión que permita a las autoridades aéreas esclarecer las causas del accidente, pero olas de hasta tres metros y las fuertes corrientes dificultan la tarea de los buzos.

Desde el fin de semana, los buzos y vehículos no tripulados tratan de confirmar que cinco grandes objetos localizados con radares a unos 30 metros de profundidad pertenecen al Airbus 320-200 del vuelo QZ8501.

El mar de Java, escenario de numerosos combates navales durante la Segunda Guerra Mundial, tiene numerosos restos de buques en su fondo marino.

Las familias, la aerolínea y el Gobierno aguardan con ansiedad el hallazgo de las cajas negras que explique las causas del siniestro, aunque la agencia meteorológica indonesia ha sugerido que la causa más probable fue un fallo del motor debido al hielo formado cuando el avión atravesó una nube.

Mientras tanto, todos esperan que el temporal, afectado por el monzón en el archipiélago, y el estado del mar amainen para poder acelerar las tareas de búsqueda, para lo que convocaron incluso a varios imanes musulmanes para que rezaran en uno de los aviones de rescate que sobrevolaban las aguas.

El Ministerio de Transportes de Indonesia anunció la suspensión de cuatro de operarios aéreos en el aeropuerto de la ciudad indonesia de Surabaya, desde donde partió el avión con destino a Singapur.

[Te interesa: Indonesia suspende a jefes de aviación]