•   Berlín, Alemania  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La canciller alemana, Angela Merkel, llamó a defender la Europa “fuerte y unida” frente a los ataques a las libertades de prensa y de religión, al tiempo que reiteraba sus advertencias contra el movimiento islamófobo “Patriotas Europeos contra la Islamización de Occidente” (Pegida).

“Solo unidos somos realmente fuertes y convincentes”, afirmó la canciller, en su mensaje semanal por vídeo.

Los impulsores del movimiento islamófobo “Pegida” han utilizado proclamas claramente racistas y nazis para movilizar a sus adeptos, denunciaba ayer el semanario “Der Spiegel”.

Algunos de sus organizadores han difundido desde sus cuentas de Facebook u otras redes sociales, mensajes insultando a los musulmanes como “camelleros de Mahoma” o “cagones del desierto”, apunta ese medio.

Unas 10,000 personas, según cifras policiales, o hasta 35,000, de acuerdo con los convocantes, se manifestaron ayer en Dresde (este de Alemania) a favor de la tolerancia y en respuesta a las marchas que todos los lunes convoca en esa ciudad el movimiento islamófobo Pegida.

“No dejaremos que el odio nos divida”, era el lema de la marcha que se convirtió en la mayor manifestación hasta ahora celebrada en contra de ese movimiento islamófobo, que el pasado lunes congregó a 18,000 personas.

El impacto internacional del atentado de París ha multiplicado por un lado, las convocatorias contra la islamofobia y, por otro, las advertencias de Pegida de que esos ataques refuerzan su convicción de que el Islam es una amenaza para Europa.