•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, afirmó ayer que la próxima visita del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, a El Salvador, es un reconocimiento al país por el fin del conflicto armado (1980-1992) a través de los Acuerdos de Paz.

Para la conmemoración del 23 aniversario de la firma de los Acuerdos de Paz, que el 16 de enero de 1992 pusieron fin a 12 años de guerra civil, El Salvador contará con la presencia del representante de las Naciones Unidas.

Ban Ki-moon realizará una visita oficial a El Salvador de “dos días y medio”, que iniciará el jueves próximo, “con una serie de actividades”, entre ellas, su participación el viernes 16 en la celebración de los acuerdos y “una audiencia privada con el presidente”, dijo el canciller salvadoreño, Hugo Martínez.

La visita de Ban Ki-moon “significa que El Salvador también es visto en el escenario internacional como un país que es único, en el que los procesos de paz han dado paso a la construcción de una nueva sociedad democrática”, destacó el mandatario durante su programa “Gobernando con la gente”.

Este es el primer programa que realiza Sánchez Cerén luego de haber reanudado el día 29 de diciembre pasado sus actividades oficiales en el país al reunirse con su Gabinete de Gobierno, 21 días después de que sufrió el quebranto de salud el 8 de diciembre en Veracruz, México, y por el cual estuvo en tratamiento en Cuba.

Acto conmemorativo

El secretario general de la ONU durante su estancia en el país, entre otras cosas, participará en el acto central de la conmemoración de los Acuerdos Paz, el viernes próximo.

La conmemoración se realizará en el anfiteatro del Centro Internacional de Ferias y Convenciones (CIFCO), en San Salvador, donde tendrá una intervención, junto al presidente salvadoreño, precisó Martínez.

En la visita que hará el funcionario, recibiría el reconocimiento de la “Orden al Mérito 5 de Noviembre 1811, Próceres de la Independencia Patria”, la cual es entregada por la Asamblea Legislativa por los servicios que brindan extranjeros a salvadoreños al país.

Sánchez Cerén, uno de los excomandantes guerrilleros y firmante de los acuerdos, recordó que con la firma de la Paz entre el Gobierno de ese entonces y las fuerzas insurgentes del hoy partido gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN)”iniciamos la construcción de una nueva sociedad democrática”.

Además, “desde que firmamos los acuerdos de paz no hemos tenido necesidad de regresar al conflicto armado para resolver nuestros problemas, los resolvemos conversando, los resolvemos platicando, los resolvemos por la vía electoral, los resolvemos también fortaleciendo la institucionalidad democrática que surgió”, subrayó.

Nuevos compromisos

“Cuando firmamos los Acuerdos de Paz terminamos la guerra y construimos un nuevo El Salvador”, agregó.

Sin embargo, reconoció que en la actualidad “este Gobierno tiene el compromiso no solo de seguir construyendo un nuevo país sino (de) resolver graves problemas que tiene el país, la falta de una economía productiva, resolver el problema de inseguridad, resolver el problema de la calidad de la educación”, entre otros.

Los Acuerdos de Paz pusieron fin a 12 años de conflicto interno y en su proceso de negociación la mediación de la ONU fue fundamental.

La guerra civil salvadoreña, que estalló en 1980, dejó unos 75,000 muertos, 8,000 heridos y 12,000 desaparecidos, según datos oficiales.

Pide "pensar" el voto

ELECCIÓN• El presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, instó a la población a pensar bien su voto en los próximos comicios legislativos y municipales del 1 de marzo, y recordó que su Gobierno necesita “apoyo” en el Parlamento para la aprobación de préstamos pendientes. “Las elecciones son muy importantes, porque nos permiten definir quiénes son nuestros gobernantes (...) les quiero decir que vienen las próximas elecciones de alcaldes y diputados, piensen bien ustedes a quién van a dar su voto”, dijo el mandatario durante su programa oficial “Gobernando con la gente”. Al menos 10 partidos se han inscrito para las elecciones del 1 de marzo próximo, entre ellos, el partido gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) y la opositora Alianza Republicana Nacionalista (ARENA). En las próximas se renovarán los 84 escaños de la Asamblea Legislativa y las 262 alcaldías del país.