•   Bruselas, Bélgica  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Gobierno holandés ha congelado los bienes y cuentas bancarias de cuatro presuntos yihadistas que desde hoy no podrán disponer de sus recursos económicos ni ser financiados por terceros, con lo que son ya quince los sospechosos de esa actividad en el país.

La medida se ha adoptado después de que el ministro holandés de Asuntos Exteriores, Bert Koenders, escribiese una carta al Parlamento para pedir que se ampliara la lista de presuntos yihadistas del país, según la agencia ANP.

Entre los nuevos sospechosos figura Osama C., un joven predicador conocido como Abu Yazid, acusado de reclutar a combatientes para la "yihad" y que en la actualidad es juzgado por el Tribunal de La Haya.

En la lista de sospechosos, puesta en marcha a finales de 2013, figuran ya quince personas.

Entre ellas destaca Abu Mohammed, conocido como Muhajiri Shaam en la red social Twitter, desde la que incitó a atentar contra el Gobierno holandés el año pasado.

Desde finales de 2013, unos 180 yihadistas holandeses han partido rumbo a Irak y Siria, según datos difundidos por el titular de Seguridad y Justicia, Ivo Opstelten.

El ministro también detalló que 21 de esos 180 combatientes habrían perdido la vida en dichos países y que unos 35 estarían de vuelta en Holanda.

La justicia holandesa trabaja para esclarecer al menos una treintena de casos de presuntos yihadistas, precisó ANP.