elnuevodiario.com.ni
  •   Buenos Aires, Argentina  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Gobierno argentino convocó hoy a sesiones extraordinarias en el Congreso para abordar en febrero la disolución de la Secretaría de Inteligencia (SI) y la creación de una nueva agencia anunciada tras la muerte del fiscal Alberto Nisman en circunstancias aún sin aclarar.

A través de un decreto publicado en el Boletín Oficial con las firmas de la presidenta Cristina Fernández y el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, el Gobierno convocó a sesiones extraordinarias desde el 1 hasta el 28 de febrero para tratar la creación de la nueva Agencia Federal de Inteligencia (AFI).

La reforma de la Inteligencia argentina fue anunciada este lunes por Fernández en su primera comparecencia pública tras la muerte de Nisman, que denunció pocos días antes de su muerte a la mandataria y a varios de sus colaboradores por presunto encubrimiento de los sospechosos iraníes del atentado contra la mutual judía AMIA, que causó 85 muertos en 1994.

La oposición ha rechazado la propuesta de Fernández para crear la Agencia Federal de Inteligencia por considerar que se trata de una "maniobra de distracción" en plena investigación por la muerte de Nisman, fiscal de la causa AMIA.

Nisman murió de un tiro en la cabeza en su domicilio el pasado 18 de enero, la víspera de comparecer ante el Congreso para dar detalles de su denuncia contra Fernández, y las hipótesis sobre su muerte van desde el suicidio hasta el crimen político.

La presidenta relacionó su muerte con una conspiración para desestabilizar al Gobierno y apuntó contra exagentes de Inteligencia.

En medio del escándalo político que ha desatado el caso Nisman, un decreto presidencial estableció ayer un aumento de sueldo para el personal de la Secretaría de Inteligencia.