elnuevodiario.com.ni
  •   México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las autoridades mexicanas investigan el robo de tres vehículos que transportaban fuentes radiactivas de iridio 192, que fueron recuperadas horas después a 300 kilómetros de donde fueron sustraídas por personal no autorizado de la empresa propietaria del equipo.

En una conferencia de prensa en la capital mexicana, el coordinador nacional de Protección Civil, Luis Felipe Puente, informó del robo de tres camionetas con este peligroso material utilizado en la práctica de radiografía industrial.

Mientras se dirigía a los medios de comunicación, el funcionario fue informado de que las camionetas ya habían sido encontradas y que estaban en manos de personal de la compañía que no estaba autorizado para el manejo de dichas fuentes.

El robo se produjo a las 00:00 hora local (06.00 GMT) en el municipio de Salamanca, en el central estado de Guanajuato, y el material fue hallado en Tizayuca, Hidalgo, lugares separados a unos 300 kilómetros.

Puente explicó que el riesgo de este material es de "categoría dos", ya que "en caso de que sea extraída es muy peligrosa para las personas" si no se maneja "en condiciones de seguridad tecnológica".

Destacó que tras el hallazgo de las fuentes, se investigará la razón de este traslado no autorizado, que se considera un robo de carácter federal.

Este es el cuarto incidente de esta naturaleza desde diciembre de 2013, cuando fue robado un equipo médico con material radiactivo (cobalto-60) mientras era trasladado en un camión para su almacenamiento como desecho, y encontrado dos días después tras una intensa búsqueda.

En junio de 2014 ocurrió lo mismo con un aparato para medir la compactación de suelos con dos fuentes radiactivas de baja peligrosidad: cesio-137 y americio/berilio, el cual fue encontrado por las autoridades una semana después.

En julio pasado también fue robada una camioneta con iridio 192 en el centro de México y un día después fue hallada sin abrir, por lo que no hubo riesgos de contaminación a la población.