•   Perú  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La ciudad andina de Cerro Pasco, capital minera de Perú y una de las urbes más contaminadas de América del Sur, será trasladada en su totalidad a un lugar con mejores condiciones de vida, con un costo mínimo aproximado de 500 millones de dólares.

Las autoridades peruanas estiman que la mudanza de Cerro Pasco (centro), considerada la ciudad más alta del mundo por estar situada a 4.338 metros de altitud, tomará al menos 10 años.

La creciente contaminación y la falta de agua potable fueron convirtiendo en los últimos años a la ciudad minera en un pueblo inhóspito, al extremo de que un tercio de la población emigró.

Félix Rivera, presidente de la región de Pasco, señaló que ya no se puede vivir en el lugar por la contaminación, "una muestra de ello es que sólo queda el 70% de vecinos, el resto se fue a vivir a Huánuco, Huancayo, Lima y otras ciudades", añadió.

Niños sufren contaminación
Los niños son las primeras victimas debido a la cantidad de desechos tóxicos acumulada, que creó cerros artificiales.

En el barrio pasqueño de Champamarca, ocho de cada 10 niños tienen la sangre contaminada con plomo, afectando con ello seriamente su desarrollo, según el ministerio de Salud.

La contaminación del aire y la presencia de plomo en la sangre afectan a sus pulmones creándoles problemas respiratorios. También crean problemas auditivos, visuales, retardo mental, bajo crecimiento físico y desnutrición, según diversos testimonios difundidos por televisoras locales.

La Organización Mundial de la Salud alertó de que los niveles tolerados de contaminación por plomo en la sangre no deben superar los 10 microgramos por decilitro, mientras que en Cerro de Pasco hay casos en los que el nivel se triplica.

Ley congreso aprueba traslado
La reubicación de la ciudad de casi 250.00 habitantes se decidió el viernes, cuando el Congreso aprobó una ley que declaró de necesidad pública implementar el traslado para lograr el desarrollo sostenible urbano de la localidad.

La nueva ciudad, que conservará el mismo nombre, se ubicará a 30 kilómetros de la actual Cerro de Pasco --situada a 315 km al noreste de Lima-- y podrá albergar a medio millón de habitantes, el doble de la población actual.

El congresista oficialista Luís Gonzáles Posada indicó que la ley equivalía al pago de "una deuda de Perú a Cerro de Pasco, que por décadas brindó minerales y riquezas, incluso a cambio de ser afectada por la actividad minera".

La empresa minera Volcan, la más importante en la zona y cuarta productora mundial de zinc, se comprometió a colaborar financieramente con un porcentaje menor en el traslado. La minera, que cotiza en bolsa, también produce plata.

Cerro de Pasco recibió el nombre de "Ciudad Real de Minas" durante la colonización española, en el siglo XVI, y se hizo famosa por albergar el mayor yacimiento minero cuprífero del Perú.

El primer paso lo dió la población de Cerro Pasco, que en audiencia pública el 1 de diciembre votó por la reubicación debido a los problemas de contaminación ambiental acumulados en más de 400 años de actividad minera.