AFP
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los equipos de rescate hallaron el cuerpo de un niño que se encontraba desaparecido en el conjunto residencial de San Diego, California, donde cayó un avión militar este lunes. El accidente provocó la muerte a otros tres miembros de la  familia del pequeño, que permanecían en su casa cuando el avión estalló.

Un portavoz del servicio de bomberos confirmó el hallazgo de esta cuarta víctima en el suburbio de University City de San Diego -200 km al sur de Los Angeles-, un día después de que se estrellera un avión FA-18 en esta área densamente poblada.

Dos casas quedaron completamente destruidas y otras tres con daños serios. Ante los acontecimientos el alcalde de San Diego, Jerry Sanders expresó que las oraciones eran para las víctimas. 

El portavoz de la FAA, Ian Gregor, dijo en un comunicado que el piloto logró eyectarse del aparato cuando el avión se acercaba a su destino de aterrizaje en la base militar de Miramar, y cayó en terrenos cercanos a una escuela.

En entrenamiento
Un portavoz de los Marines en Washington indicó que el aparato pertenecía a ese cuerpo del ejército y que el piloto estaba efectuando una misión de entrenamiento.

El piloto aterrizó en un paracaidas que se enredó en un árbol cerca del lugar del accidente y posteriormente fue hospitalizado.
De momento desconocen la causa del accidente.