•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Israel liberó a 224 presos palestinos en un gesto de acercamiento al presidente palestino moderado Mahmud Abbas, con el que mantiene conversaciones de paz.

Israel tiene en sus cárceles a más de 8.000 palestinos y su destino tiene entre sus familiares y amigos una gran carga emocional. La mayoría de los palestinos tienen alguno de sus seres queridos en cárceles israelíes y consideran su liberación como una prueba de que Israel está dispuesta a hacer la paz, pero muchos israelíes se niegan a liberar palestinos involucrados en actos de violencia en los territorios ocupados.

Durante el último año, el primer ministro de Israel, Ehud Olmert, autorizó la liberación de pequeños grupos de palestinos para mejorar las condiciones de las negociaciones de paz y apuntalar a Abbas, quien tiene como rivales a los dirigentes del grupo islámico Hamas, que controla la franja de Gaza. Sin embargo, muchos palestinos consideran que son muy pocos los liberados.

Hamas tiene en sus manos a un soldado israelí desde 2006 e intenta obtener la libertad de centenares de prisioneros como parte de un canje.

Autobuses que transportaban a ex prisioneros, la mayoría del movimiento Fatá de Abbas, salieron de una prisión israelí en la Cisjordania, rumbo a un puesto de control donde los aguardaban centenares de familiares.

El destino de los demás
Varios autobuses con palestinos en su interior enfilaron desde el puesto militar israelí hacia Ramalá, sede del gobierno de Abbas. El presidente abrazó y besó a cada uno de los liberados. Otros 18 presos serán liberados cerca de la Franja de Gaza.

Al principio, Israel iba a liberar a 227 palestinos. Sin embargo, Yaron Zamir, del servicio de prisiones israelí, dijo que sólo 224 serían liberados, en tanto todavía se analizaba el destino de otros tres presos.