• Caracas |
  • |
  • |

Venezuela otorgó a Estados Unidos 15 días para presentar un plan de reducción del número de funcionarios de su embajada en Caracas, expresó este lunes la canciller Delcy Rodríguez en una corta declaración a la prensa.
“En la mañana de hoy (ayer) sostuve una reunión con el Encargado de Negocios (de Estados Unidos, Lee Mac Clenny). Fue una reunión cordial donde le aclaramos el alcance de estas acciones”, que fueron anunciadas el sábado por el presidente Nicolás Maduro, dijo Rodríguez.
“En lo que respecta a la adecuación a 17 funcionarios, se le dio un tiempo de 15 días para presentar un plan en cuanto a la clasificación del rango de funcionarios que permanecerán en el país”, manifestó Rodríguez.
La canciller añadió que en las próximas horas saldrá publicada en la Gaceta oficial la decisión de instaurar visas a los ciudadanos estadounidenses, que tendrán un costo similar al de las visas que Estados Unidos requiere a venezolanos.
En una escalada de la confrontación del chavismo con Estados Unidos, Maduro anunció el sábado la reducción de la cantidad de diplomáticos de Washington en Venezuela, la instauración de visas y la prohibición de ingreso al país de un grupo de líderes políticos y legislativos norteamericanos.
Los funcionarios
Maduro ordenó a su cancillería que comunique a Estados Unidos que deberá “reducir, adecuar y limitar el número de funcionarios” en la embajada en Caracas.
Los estadounidenses “tienen 100 funcionarios, nosotros tenemos 17 (en Washington). ¡Términos de igualdad entre los Estados!”, proclamó Maduro en un encendido discurso el sábado.
Venezuela además, resolvió aplicar visas a ciudadanos estadounidenses, pero anticipó que un grupo de líderes políticos considerados por el chavismo como “terroristas” estarán impedidos de ingreso sin límite de tiempo.
La medida incluye al expresidente George W. Bush, al exvicepresidente Dick Cheney y a los legisladores de origen hispano Bob Menéndez, Ileana Ros Lethinen, Marco Rubio y Mario Díaz Balart.
Maduro acusa a Estados Unidos --principal comprador de petróleo venezolano-- de involucrarse en los múltiples complots, planes golpistas y magnicidas que su Gobierno viene denunciando.
Desde la llegada al poder en 1999, de Hugo Chávez, un ferviente crítico de la “política imperialista” estadounidense, Washington y Caracas han sostenido distintos roces diplomáticos que desembocaron en el retiro de embajadores en 2010.
En los últimos dos años, bajo el gobierno de Maduro, al menos ocho diplomáticos han sido expulsados.

Santos niega complot

Rechazo• El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, afirmó este lunes en Madrid que “no hay ningún complot” contra el Gobierno venezolano, como había afirmado recientemente el presidente de ese país diciendo que hay un eje “Madrid-Bogotá-Miami” que conspira contra Caracas.
“Lo hemos dicho en público y en privado, desde Colombia no hay ningún complot para tumbar a ningún país, eso no tiene ni pies ni cabeza”, declaró Santos en una entrevista con la televisión pública española, preguntado sobre las declaraciones de Maduro.
El presidente venezolano, Nicolás Maduro, denunció el 20 de febrero en un discurso que “la derecha de Madrid, la ultraderecha de Bogotá y de Miami, han hecho un eje Madrid-Bogotá-Miami para conspirar contra nuestra patria”.
Santos, que se encuentra en visita de Estado en Madrid, rechazó estas acusaciones y aseguró que “de hecho, si llegamos a descubrir algún complot actuaremos con total contundencia”.
El presidente colombiano agregó que estaría dispuesto, si así se lo pidieran, a actuar de mediador para facilitar las relaciones entre el Gobierno venezolano y la oposición.