Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

El Parlamento de Venezuela debatió ayer jueves una propuesta de enmienda a la Constitución que permita la reelección presidencial indefinida, mientras desde las afueras de su sede miles de personas manifestaban a favor del mandatario Hugo Chávez. “Chávez es el único presidente que nos ha tomado en cuenta. No tengo miedo de que gobierne indefinidamente porque él es como un padre y yo no estoy dispuesto a cambiar a mi padre”, dijo Robert Méndez, un estudiante universitario que viajó desde el estado Zulia (oeste), a la AFP.

“Apoyamos la enmienda porque tenemos un presidente que nos está haciendo mucho bien, y la reelección es la única manera de que culmine el proyecto, para que no eliminen las misiones (programas sociales) y sigan atendiendo al desposeído”, opinó por su parte Mary Blanco, que vino desde el estado Aragua (centro).

Según el alcalde Jorge Rodríguez, jefe de la dirección de campaña por la reelección presidencial, se recaudaron 4.7 millones de firmas que servirán de apoyo simbólico a la propuesta, pues el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV, creado por Chávez) decidió promocionar la enmienda como una iniciativa parlamentaria y no como una propuesta popular cuya presentación norma el Consejo Nacional Electoral.

Las firmas fueron llevadas por simpatizantes hasta el Parlamento en cajas de cartón forradas con fotos de Chávez, mientras sonaba una diana militar por los altavoces.

En los jardines del Parlamento colgaba una pancarta con el lema de la campaña por la reelección: “Uh, ah, la enmienda sí va”, y varios gobernadores y alcaldes, así como cuatro jugadores de las Grandes Ligas del béisbol, esperaban en señal de apoyo.

En las calles aledañas se organizaron operativos para emitir el documento de identidad, renovar permisos de conducir e incluso realizar consultas oftalmológicas.

¿Otro referendo?
Las intervenciones de los diputados fueron en su mayoría para respaldar la reelección presidencial ilimitada, enumerando los logros en materia de salud y educación del gobierno de Chávez, e invocando a Simón Bolívar, héroe de la independencia en el siglo XIX.

Tras dos lecturas en cámara, el proyecto deberá someterse a referendo, en una fecha aún indeterminada en los primeros meses de 2009.

El diputado oficialista Carlos Escarrá se defendió de las críticas según las cuales la reelección presidencial ilimitada llevaría a la perpetuación de un solo hombre en el poder. Será “el pueblo, en definitiva, quien ahora ejercerá la soberanía popular aprobando la enmienda a la Constitución”, afirmó.

En cambio, el diputado Ismael García, del partido Podemos, ex aliado de Chávez, fustigó la idea del “líder imprescindible”, y aseguró que “lo que es necesario en una sociedad democrática son instituciones fuertes”.

“Lamentablemente eso hoy no lo tenemos. Esta mayoría que hoy está aquí no necesariamente es la mayoría que se expresa en la sociedad”, agregó García, en alusión al dominio casi total del PSUV en la Asamblea Nacional, debido al boicot que hizo la oposición a las elecciones legislativas de 2005.

Enmienda para todos los cargos de elección
El partido Patria Para Todos, aliado del PSUV, pidió que la enmienda abarque todos los cargos de elección, y no sólo la presidencial, pues de otro modo el referendo se constituiría de hecho en un plebiscito sobre Chávez.

La enmienda afectaría al artículo 230 de la Constitución de 1999, cuyo texto quedaría así: “El período presidencial es de seis años. El presidente o presidenta puede ser reelegido o reelegida”.

Actualmente, ese artículo reza: “El período presidencial es de seis años. El presidente o presidenta de la República puede ser reelegido, de inmediato y por una sola vez, para un periodo adicional”.

La reelección presidencial indefinida fue uno de los puntos principales de la propuesta de reforma constitucional presentada por Chávez en 2007, rechazada en referendo con 50,7% de los votos hace un año.

Por ello, la oposición venezolana critica que vuelva a someterse a una consulta popular una cuestión sobre la que el pueblo ya se pronunció.

Chávez, en el poder desde 1999, fue reelecto presidente en 2006 para un período que culminará en febrero de 2013.