•   China  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Un año exacto después de la misteriosa desaparición del vuelo MH370, Malasia y Australia aseguraron este domingo que mantienen la esperanza de localizar los restos del Boeing 777 de Malaysia Airlines para proporcionar respuestas a las familias, que viven una pesadilla interminable.

A pesar de "los pocos elementos materiales" a disposición de los investigadores, "Malasia sigue comprometida en la búsqueda y mantiene la esperanza de que sea localizado el vuelo MH370", declaró el primer ministro malasio, Najib Razak, en un comunicado con ocasión del primer aniversario de la desaparición del avión.

El vuelo MH370 de Kuala Lumpur a Pekín desapareció de los radares el 8 de marzo de 2014 con 12 tripulantes y 227 pasajeros a bordo, dos tercios chinos.

El 29 de enero, Malasia declaró oficialmente que la desaparición era un accidente pero a pesar de las operaciones internacionales de gran envergadura, persiste el misterio sobre lo sucedido al Boeing 777.

Varios buques llevan meses explorando el fondo submarino en el sur del océano Índico utilizando sonares sofisticados que rastrearon un 40% de una "zona prioritaria de búsqueda", de unos 60.000 km cuadrados, en la parte más septentrional del océano Índico.

Todavía no se ha encontrado nada, aparte de varios contenedores marítimos, en esa operación dirigida por Australia, que debe concluir en mayo.

El primer ministro australiano, Tony Abbott, aseguró el domingo que de no hallarse nada en estas operaciones, Australia y sus socios tenían "la intención de lanzar otras búsquedas" en un perímetro equivalente a 60.000 km cuadrados. No precisó el lugar donde transcurrirán.

"Se lo debemos a las familias de las víctimas, debemos a los viajeros hacer todo lo posible para resolver el misterio", dijo en conferencia de prensa.

"Confiamos razonablemente en encontrar el avión", añadió.

Un equipo independiente de expertos internacionales debe publicar el domingo a las 15H00 locales en Kuala Lumpur (07H00 GMT) un informe de etapa sobre la desaparición del MH370, según el primer ministro malasio.

La explicación más creíble adelantada hasta ahora por los responsables de la investigación es que una brusca caída del nivel de oxígeno dejó inconscientes a tripulantes y pasajeros. El avión habría seguido volando en piloto automático hasta que cayó al mar por falta de carburante.