•   Jerusalén  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El primer ministro conservador israelí Benjamin Netanyahu se declaró vencedor ayer de unos apretados comicios legislativos, que según los sondeos lo dejaban codo a codo con su rival laborista Isaac Herzog.

La cadena televisiva pública Canal 1 y el privado Canal 10 le daban al Likud conservador 27 escaños en el parlamento, de 120 asientos, e igual número para la opositora Unión Sionista.

Un tercer sondeo, del privado Canal 2 le dio al Likud un escaño de avance, lo que significaría ocupar 28 curules.

Pero según los analistas, Netanyahu partía con ventaja teniendo en cuenta la aparente distribución de escaños, para forjar una nueva coalición que le permitiría convertirse de nuevo en jefe de gobierno, lo que prolongaría los seis años que ya lleva en el poder.

Árabes en tercero

Una coalición de partidos árabes obtendría el tercer lugar, con 12 a 13 escaños, según los sondeos, es decir, el mejor resultado de esos cuatro partidos en la historia de Israel.

“Contra todos los pronósticos: una gran victoria para el Likud. ¡Una gran victoria para el pueblo de Israel!” declaró Netanyahu a través de su cuenta Twitter.

Herzog declaró a su vez que los resultados le permiten ser primer ministro. “Todo está abierto”, dijo el líder de la Unión Sionista ante simpatizantes en Tel Aviv.

Unos 5.88 millones de electores estaban convocados en más de 10,000 centros de votación. Los colegios electorales cerraron a las 20:00 GMT.

Contra palestinos

Netanyahu, de 65 años de edad, primer ministro desde marzo de 2009, hizo una campaña progresivamente hacia la derecha para recuperar terreno, hasta el punto de anunciar que no aprobaría el proyecto de un Estado palestino si vuelve al poder.

“Está claro que el primer ministro Benjamin Netanyahu formará el próximo gobierno y por ello, decimos claramente que iremos ante el tribunal de La Haya (Corte Penal Internacional, CPI)”, declaró a la AFP el responsable palestino Saeb Erakat.

“Todos hemos oído las declaraciones de Netanyahu contra un Estado palestino y en favor de la continuación de la colonización: ahora incumbe a la comunidad internacional asumir la iniciativa de Palestina al CPI y adhesiones a más organizaciones internacionales”, añadió.

Movilización de árabes

Fue el propio Netanyahu el que precipitó estas elecciones anticipadas, convocadas dos años antes de lo previsto, cuando a fines de 2014 rompió la coalición gubernamental, creyendo estar en posición de fuerza frente a sus adversarios, en particular Herzog.

Herzog, de 54 años, y su aliada la exministra de Relaciones Exteriores Tzipi Livni, basaron su campaña en los temas económicos y sociales. Herzog podría convertirse en el primer jefe de gobierno laborista desde hace 14 años.

De las 25 listas en competición, unas 11 superarían, según los pronósticos, el mínimo necesario para acceder al reparto de escaños.