•   Rabat  |
  •  |
  •  |

Las autoridades marroquíes han desplegado todos los dispositivos de seguridad en torno al avión de Turkish Airlines que hizo un aterrizaje de emergencia hoy en el aeropuerto de Casablanca ante el temor de que hubiera una bomba a bordo.

Según informó a Efe un responsable de la Oficina Nacional de Aeropuertos (ONDA), las autoridades competentes han activado el proceso de seguridad correspondiente en estos casos y los pasajeros ya han desembarcado del avión y se encuentran en dependencias del aeropuerto.

El avión de Turkish Airlines, que cubría la ruta entre Estambul (Turquía) y Sao Paulo (Brasil), partió de Turquía a las 09.30 hora local (07.30 GMT) y aterrizó en Casablanca sobre las 12.30 GMT.

Fuentes turcas consultadas por Efe comentaron que las autoridades están comprobando las identidades de los 256 pasajeros que viajaban en el avión y que fueron evacuados.

Asimismo, añadieron que por el momento no se ha encontrado nada sospechoso en el interior del aparato. No hay ninguna certeza de cuándo retomará su viaje el avión que cubría la ruta Estambul-Sao Paulo.

Los medios turcos, que citan a un responsable de Turkish Airlines, informan de que el aterrizaje de emergencia de la nave se decidió después de que la tripulación hallase un papel en uno de los servicios del avión en el que estaba escrita la palabra "bomba".

La misma fuente indicó que el aterrizaje de emergencia es un procedimiento habitual en esas circunstancias, para reducir cualquier riesgo.