•   Panamá  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las obras de construcción en Panamá de un museo que albergará los hechos relevantes de la vida del país desde que se erigió República en 1903 iniciaron hoy, con un acto al que asistieron autoridades y otras figuras públicas panameñas.

El Museo de la Libertad y los Derechos Humanos de Panamá se levantará en el sector de Amador de la capital panameña, impulsado por la Fundación Democracia y Libertad y con un costo de entre 13 y 15 millones de dólares.

"Nuestro propósito es histórico, docente y patriótico, no político", afirmó el presidente de la Fundación Democracia y Libertad, Enrique Arturo de Obarrio, en el acto de presentación y primera palada del proyecto, este lunes.

La vicepresidenta y canciller de Panamá, Isabel Saint Malo, invitada especial en el acto, celebró la iniciativa y dijo que es el "primer paso" para concienciar a la ciudadanía de la importancia del respeto de los derechos humanos.

"Todos los países necesitamos conocer nuestra historia para aprender de los errores y no volverlos a cometer", dijo De Saint Malo.

El museo tendrá cerca de 3,500 metros cuadrados, y hará un recorrido por todos los acontecimientos históricos acaecidos en Panamá desde 1903, año en el que se separó de Colombia para erigirse República.

Obarrio dijo que el Museo será un "referente en materia de libertad y democracia en la región".

El museo, que se financiará mediante fondos públicos y privados, se ubicará en el sector de Amador, en la capital panameña y a la orilla del Canal de Panamá.

En Amador también se encuentra el Museo de la Biodiversidad, que es la primera obra diseñada por el famoso arquitecto canadiense Frank Gehry en América Latina, y la sede central del Parlamento Latinoamericano.

"Este museo se une al grupo de museos panameños que debemos resaltar y, además, aumenta la oferta cultural del país", reconoció la canciller.

Los encargados de diseñar este complejo, que constará de cinco módulos distintos que se construirán a lo largo de 4 años, son los arquitectos Mallol y Mallol, una de las firmas más reconocidas del país.

El exdefensor del pueblo panameño y actual presidente del Movimiento Independiente por Panamá, Juan Antonio Tejada, reconoció a Efe que "un museo no resuelve los problemas, pero sí contribuye a mejorar la calidad democrática de un país".

Por su parte, la directora de la comisión de Justicia y paz de la Iglesia Católica, Maribel Jaén, dijo a Efe que el perfeccionamiento de la democracia es un "proceso lento", porque el sistema es "algo más" que votar cada cierto tiempo e implica que "las oportunidades lleguen a todo el mundo".

"Se requiere una política pública en clave de derechos humanos que lamentablemente hasta ahora ha sido muy deficiente", reconoció Jaén.