•   Ciudad del Vaticano  |
  •  |
  •  |
  • EFE y AFP

“Usted es un poco como un ángel de la paz”. Esa fue la frase que le dirigió ayer el papa Francisco a Mahmud Abás, presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), durante el encuentro que ambos mantuvieron en el Vaticano.

Las palabras del papa Francisco despertaron una sonrisa en el rostro de Abás.

El pontífice y Abás se reunieron en la biblioteca privada del Papa, durante 20 minutos, con traductor, y posteriormente procedieron a la entrega de regalos. Fue entonces cuando Francisco pronunció esa frase al dirigente palestino.

Paz 

El papa Francisco y el mandatario hablaron de diversos temas durante su encuentro, entre ellos sobre su interés por alcanzar la paz con Israel.

Además, ambos líderes expresaron su “gran satisfacción” por el acuerdo alcanzado el pasado miércoles entre los dos Estados sobre los derechos de la Iglesia católica en los territorios palestinos, que venía negociándose desde hacía 15 años y que será firmado “en un futuro cercano”.

Además, en esas conversaciones se abordó “la necesidad del diálogo interreligioso” para poner fin al terrorismo en la zona de Oriente Medio, según detalló en un comunicado la Santa Sede.

Abás llegó al Vaticano acompañado de una delegación de once personas y fue recibido por el papa Francisco a eso de las 10:05 (hora local).

Durante los saludos iniciales, según la prensa que pudo asistir a ese momento, el líder palestino le dijo al Papa: “Le veo muy joven”.

A la hora de los regalos, Abás entregó al papa Francisco unas reliquias y un rosario que fueron bendecidos por el propio Jorge Bergoglio (verdadero nombre del Papa), mientras que este dio al presidente palestino como presente un ejemplar de su exhortación apostólica “Evangelii Gaudium”, en inglés, y una medalla.

Acuerdo

La presencia del presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás, en el Vaticano, es un “hecho histórico”, como ver ondear allí la bandera palestina, según el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo.

El titular español de Exteriores hizo esta valoración tras reunirse en Roma también con el líder palestino y después de la visita que hizo a la Santa Sede, Abás.

El acuerdo utiliza expresamente en el texto de próxima firma la expresión “Estado de Palestina”, una denominación recibida con satisfacción por los palestinos y criticada por el Gobierno de Israel.

Comunidades católicas 

La Santa Sede, que mantiene relaciones con Israel desde 1993, negocia también desde 1999 un acuerdo sobre los derechos jurídicos y patrimoniales de las congregaciones católicas en el Estado hebreo, en particular sus exoneraciones fiscales. Sin embargo, cada encuentro semestral se salda con un fracaso.

Desde hace años, el Vaticano realiza un ejercicio diplomático delicado entre Israel y los palestinos, al haber comunidades católicas implantadas de ambos lados de esta cuna del cristianismo que sigue siendo un importante lugar de peregrinación.

Por un lado, la Santa Sede quiere evitar ofender a Israel y despertar los reproches ligados al papel de la Iglesia en la historia del antisemitismo en Europa. Pero por otro, milita también por una solución con dos Estados, un estatuto especial reconocido a Jerusalén, ciudad de los tres monoteísmos, y los derechos de los palestinos en Cisjordania y en la Franja de Gaza.