Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

LA HABANA / AFP

Los cinco cubanos presos en Estados Unidos bajo cargo de espionaje someterán su caso a la Corte Suprema antes del 30 de enero, tras fracasar en el Circuito de Apelación de Atlanta, informó ayer viernes el diario oficial Granma.

Los cinco son los mismos prisioneros que el presidente cubano Raúl Castro propuso, la pasada semana durante una visita a Brasil, canjear por opositores condenados en la isla, pero Estados Unidos no aceptó la propuesta.

“Vamos a hacer gesto y gesto. Esos prisioneros (opositores encarcelados) (...) ¿quieren soltarlos?, que nos lo digan. Se los mandamos para allá (Estados Unidos) con familia y todo. Que nos devuelvan a nuestros cinco héroes. Es un gesto de ambas partes”, dijo Raúl Castro.

Robert Wood, portavoz del Departamento de Estado, respondió que “la cuestión de prisioneros políticos detenidos contra su voluntad por haber simplemente protestado de forma pacífica, es independiente del caso de cinco espías juzgados y condenados con todas las de la ley por el sistema judicial estadounidense”.

Richard Klugh, uno de los abogados de los cinco cubanos, señaló que la apelación solicitará que sean revisadas todas las condenas, ante la negativa del Circuito de Atlanta “a otorgar un cambio de sede, la mala conducta de la Fiscalía y la selección impropia y discriminatoria del jurado”, dijo el diario.

Gerardo Hernández, Antonio Guerrero, Ramón Labañino, Fernando González y René González, llevan 10 años en prisión, y fueron condenados en 2001 por conspiración para cometer asesinato en primer grado; conspiración para cometer espionaje; conspiración para cometer delito contra Estados Unidos; identidad y documentación falsa, y ser agentes no registrados de un gobierno extranjero.

Cuba admite que los cinco son sus agentes, pero que su labor era vigilar a los grupos anticastristas de Miami, por lo que son considerados como “luchadores antiterroristas” y el Parlamento les confirió el título de “Héroes”.