AFP
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Seis pueblos de Costa Rica cercanos a la frontera con Nicaragua quedaron aislados por las fuertes lluvias caídas en los dos últimos días, que causaron el desbordamiento de tres ríos y anegaron unas 150 casas, informó la prensa.

Las lluvias más intensas cayeron sobre el cantón de Upala el día de Navidad y provocaron el desbordamiento de los ríos Guacalito, Niño y Cabeza de León, lo que dejó aislados a seis pueblos, señaló el diario La Nación, citando informes de la Comisión Nacional de Emergencias.

El coordinador local de la Comisión de Emergencias, Reynaldo Castaño, dijo que las aguas inundaron al menos 150 viviendas y varias plantaciones de frijoles, y dejaron a media docena de pueblos aislados. Agregó que unas 30 familias damnificadas fueron trasladadas a albergues temporales.