•   CIUDAD GAZA  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La aviación militar de Israel bombardeó el edificio del parlamento en Ciudad Gaza y su fuerza naval atacó posiciones del litoral del territorio bajo control de la organización islámica Hamas, en tanto el gobierno exigió la presencia de observadores internacionales como condición crucial para cualquier tregua futura con los milicianos de la Franja de Gaza.

Por otra parte, Hamas dijo que uno de sus principales dirigentes murió en un ataque aéreo israelí, en la primera incursión dirigida específicamente a un blanco individual desde que Israel inició su brutal ofensiva sobre el territorio palestino.

Nizar Rayyan tenía vínculos estrechos con el ala militar de Hamas. El personal médico dijo que siete personas murieron y unas 30 resultaron heridas en el ataque aéreo a la casa de Rayyan.

Un eventual acuerdo internacional para el establecimiento de tales observadores le daría a Israel un medio para acabar su devastadora ofensiva de una semana contra Hamas, mientras miles de soldados israelíes se agrupan a lo largo de la frontera en anticipación de una posible invasión por tierra.

25 heridos en casa cercanas
Los bombardeos israelíes en Ciudad Gaza se concentraron en tres edificios gubernamentales, incluyendo el parlamento. Autoridades hospitalarias dijeron que hubo 25 heridos en las casas cercanas a los edificios atacados.

El ejército de Israel dijo también que sus aviones bombardearon túneles de contrabandistas a lo largo de la frontera entre la Franja de Gaza y Egipto, como parte de un esfuerzo por cortar la última línea de vida de Hamas con el mundo exterior del territorio palestino.

Hasta ahora, la campaña para combatir los ataques con cohetes contra el sur de Israel se ha enfocado grandemente en ataques aéreos. Una encuesta difundida el jueves mostró que la mayoría de los israelíes no están dispuestos a ver una ofensiva terrestre.

La portavoz militar Avital Leibovich dijo que los preparativos para una operación por tierra están completos. "La infantería, la artillería y otras fuerzas están listas. Están alrededor de la Franja de Gaza, esperando el llamado para entrar", añadió Leibovich.

Más de 400 personas han muerto y unas 1.700 han resultado heridas en la Franja de Gaza desde que Israel emprendió su campaña aérea el sábado, aseguraron las autoridades de salud de Gaza. La ONU ha dicho que los muertos en la Franja de Gaza incluyen a más de 60 civiles, 34 de ellos niños. Tres civiles y un soldado israelíes han muerto en los ataques de cohetes lanzados desde la Fraja de Gaza, que han llegado más lejos dentro de Israel que nunca, colocando a una octava parte de la población de Israel dentro del rango de fuego de los misiles.

"No tenemos ningún interés en una guerra prolongada. No deseamos una campaña amplia. Queremos la tranquilidad", afirmó el primer ministro Ehud Olmert durante una reunión el jueves de alcaldes de ciudades del sur israelí. "No queremos desplegar nuestro poderío, pero lo emplearemos si es necesario", agregó.