Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

La Audiencia Nacional española se declaró competente ayer martes para investigar a 14 militares salvadoreños por el asesinato de seis jesuitas de la Universidad Centroamericana (UCA) y dos mujeres en El Salvador en 1989.

Los militares serán investigados por “asesinatos terroristas” y “delitos contra el derecho de gentes”, que protege a los extranjeros internacionalmente, indicaron fuentes judiciales a la AFP.

Eloy Velasco, juez de la Audiencia Nacional, principal instancia penal española, ha admitido la querella presentada el 13 de noviembre de 2007 por dos organizaciones de derechos humanos, la Asociación Pro Derechos Humanos de España (Apdhe) y el Centro de Justicia y Responsabilidad (CJA), con sede en San Francisco (EU).

El ex presidente salvadoreño Alfredo Cristiani, también denunciado por estas asociaciones por “encubrir” el crimen perpetrado por el ejército salvadoreño, no será investigado, añadieron.

En su auto, el juez considera que “no ha lugar” la acusación contra Cristiani porque “además de carecer de base indiciaria, no se le ha imputado participación en crímenes terroristas o de otra naturaleza de persecución universal, sino un supuesto delito de encubrimiento”.

Solicitan enviar comisión a El Salvador
El magistrado también solicita el envío de una comisión rogatoria a El Salvador para solicitar información sobre las actuaciones judiciales sobre estos actos en el país centroamericano y tomar distintas declaraciones, entre ellas a “Belisario Amadeo Artiga, ex fiscal general de la República, y al juez Ricardo Zamora”, que llevaron a cabo el juicio por este caso en El Salvador.

Las asociaciones de derechos humanos acusan a los demandados de “crímenes contra la humanidad” y de “terrorismo de Estado”, y su querella se basa en el principio de justicia universal, que permite a los tribunales españoles perseguir crímenes de lesa humanidad en todo el mundo.