•  |
  •  |
  • AFP

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, se congratuló por el cierre del controvertido centro de detención de Guantánamo ordenado por el presidente estadounidense, Barack Obama.

Insulza recordó en un comunicado en Washington, que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), había aprobado una resolución en 2006 para exhortar el cierre de la prisión, que Estados Unidos creó bajo el gobierno de George W. Bush para prisioneros sospechosos de terrorismo.

Asimismo, la CIDH otorgó en 2002 medidas cautelares a favor de los detenidos en Guantánamo, al tiempo que pidió "que un tribunal competente establezca el status legal de los detenidos en Guantánamo", indicó el comunicado.

El secretario general resaltó como positivo que el decreto de Obama para cerrar la prisión de Guantánamo en el plazo de un año haya sido firmado poco después de que el nuevo mandatario estadounidense jurara el cargo, el pasado martes.

El jueves, Obama ordenó el cierre del centro de detención, ubicado en el sureste de la isla de Cuba, en un plazo de un año y prohibió las prácticas de tortura, en un repudio rotundo de las políticas anti-terroristas de su predecesor Bush.