•  |
  •  |
  • AFP

Levantando las banderas del socialismo y la revolución, el presidentes Hugo Chávez festejó una década en el gobierno. Celebró estos años de mandato con una cumbre de la llamada Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), donde además de él como anfitrión, se hicieron presentes los presidentes: Evo Morales de Bolivia, Manuel Zelaya de Honduras, Daniel Ortega de Nicaragua, el primer ministro de Dominica, Roosevelt Skerrit, y el vicepresidente cubano José Machado Ventura.

En la IV Cumbre extraordinaria se suscribieron dos acuerdos sobre seguridad alimentaria y para crear una empresa multinacional de producción de alimentos con un capital de 49 millones de dólares. "Han sido diez años de resistencia, pero aquí hemos invertido tiempo precioso en sobrevivir a las conspiraciones del imperio, golpe de estado, sabotaje económico, terrorismo", expresó el mandatario al instalar la IV cumbre extraordinaria del ALBA. "Ha sido una lucha dura contra la burguesía que nos odia a muerte", agregó.

El gobernante afirmó que los conceptos de "revolución, independencia y socialismo, recogen el inmenso aporte que nuestro pueblo ha desarrollo en estos diez años". Aprovechó el evento para agradecer a sus cinco socios del ALBA y aliados regionales, en especial a Cuba, el apoyo que han brindado a su gobierno. "Ha sido inconmensurable el apoyo, gracias de nuevo a Fidel desde aquí".

Honra a Simón Bolívar
El presidente venezolano acompañado de varios dirigentes latinoamericanos inició las conmemoraciones del décimo aniversario de su toma de posesión honrando la memoria del héroe de la independencia, Simón Bolívar, más "viva que nunca", según el mandatario. Acudió al Panteón Nacional de Caracas, donde está la tumba del libertador, acompañado por los mandatarios de Bolivia, Evo Morales, Nicaragua, Daniel Ortega, Honduras, Manuel Zelaya, el primer vicepresidente cubano, José Ramón Machado, y el primer ministro de Dominica, Roosevelt Skerrit. Todos juntos realizaron una solemne ofrenda floral frente al sarcófago que guarda los restos de Simón Bolívar.

El presidente venezolano, recibió una réplica de la espada de Simón Bolívar, que depositó al pie del mausoleo del Libertador. "Esta espada vio morir a Bolívar y podemos decir que murió con él. Luego fue sepultada en las mazmorras, nadie más la vio. Hace 10 años, un día como hoy, volvió a salir esta espada, después de casi 200 años. Hace 10 años, Bolívar hecho pueblo volvió con su espada libertadora", aseguró Chávez. Según el mandatario, hoy en día, el único camino "para que los hierros de las espadas se conviertan en acero para los arados y la vida, es el socialismo". Esta "es la espada libertadora de nuestra América (...). Más viva y desenvainada (que nunca) en la batalla por la vida de la patria y los pueblos. ¡Viva Bolívar!", concluyó Chávez.

Va por más años en el poder
El festejo se produjo en medio de una intensa campaña electoral que se ha desatado a menos de dos semanas del referendo sobre una enmienda constitucional que prevé la reelección presidencial ilimitada. Para el 15 de febrero está previsto un referendo sobre una enmienda constitucional que impulsa Chávez para lograr el establecimiento en el país la reelección ilimitada del presidente y demás cargos de elección popular. De ser aprobada la enmienda Chávez, cuyo mandato concluye en febrero del 2013, podría optar a la reelección en diciembre del 2012.

Chávez fue electo por primera vez en diciembre de 1998. Luego del proceso constituyente del 2000, el mandatario fue ratificado en su cargo a finales de ese año para gobernar por seis años. En diciembre del 2006 Chávez logró la reelección por un período adicional.