• Ciudad de México, México |
  • |
  • |
  • EFE

Un policía muerto, unos 250 comercios saqueados y más de 500 detenidos dejaban este jueves las protestas contra el aumento a la gasolina en México, mientras se realizan nuevas manifestaciones y bloqueos tras una noche de temor a nuevos actos vandálicos.

La policía de Ciudad de México informó que un uniformado murió el miércoles tras ser “atropellado al impedir un robo en una gasolinera”, mientras que otro resultó herido de gravedad en otro incidente.

La policía contabilizó el miércoles 29 robos y actos vandálicos contra comercios, por los cuales han sido detenidas 106 personas.

Este jueves se registró un saqueo menor en un centro comercial de la capital con un hombre detenido, además de que se realizaron al menos tres manifestaciones y otras dos protestas incidentes.

En Ecatepec, un suburbio de la capital que el miércoles vivió una violenta jornada, un equipo de la AFP constató que al menos seis pequeños negocios fueron saqueados por la mañana en medio de un ambiente de temor generalizado.

Mientras, un centenar de manifestantes intentaron llegar a la residencia presidencial para expresar su repudio al gasolinazo, pero un bloqueo policial les impidió llegar a su destino.

“¡Abajo la Reforma Energética!", señalaba una pancarta enarbolada por una mujer mientras que un hombre a su lado afirmaba que el petróleo “es del pueblo”.

La reforma fue impulsada por el presidente Enrique Peña Nieto, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), con la promesa de que bajaría el precio de los combustibles.

“Quiero quitarme la culpa porque yo voté por el PRI, tengo nietos y me daría vergüenza saber que no hice nada” ante el gasolinazo, dijo a la AFP Emma Cabrera Albarrán, comerciante de 58 años.

El miércoles, Peña Nieto dijo que comprende “la molestia y el enojo” por el alza a los combustibles, pero sostuvo que era necesaria para mantener la estabilidad económica y que es resultado del alza en los precios internacionales.

El domingo entraron en vigor aumentos de precios, los mayores en años, de 20,1% a las gasolinas y 16,5% al diésel, como parte de una política de liberación de precios.

La Policía Federal reportaba bloqueos de carreteras en algunos estados, principalmente en Veracruz (este), mientras que en imágenes transmitidas por la televisora Milenio se observaba a policías del estado norteño de Coahuila dispersar a decenas de manifestantes con gases lacrimógenos.

Un centro comercial tras actos vandálicos. Foto: EFE/ENDEn el vecino Estado de México, donde se registraron las protestas y saqueos más violentos, el gobierno informó que “se tienen registrados 430 detenidos en flagrancia por su presunta participación en actos vandálicos”.

Temor

Empresarios, comerciantes y autoridades señalaron en rueda de prensa conjunta la ola de temor que se desató el miércoles ante rumores de supuestos saqueos.

Humberto Lazcano, presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de la capital, denunció que se vivieron momentos “de temor, pánico desmedido” por “falsos rumores” que “ocasionaron que cerca de 20,000 pequeños negocios en Ciudad de Méxicocerraran” de manera injustificada, con pérdidas por 52 millones de pesos (unos 2,4 millones de dólares).

Las calles de la megaurbe lucían semivacías la víspera mientras helicópteros de la policía hacían recorridos.

El secretario de Seguridad capitalino, Hiram Almeida, denunció que detectaron más de 200 cuentas de Twitter que difundieron “situaciones falaces y que sólo vienen a buscar un clima de desestabilización”.