•   Nueva York, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La tormenta Stella azotó el martes con ráfagas de viento gélido, nieve y granizo el noreste de Estados Unidos, las escuelas cerraron y miles de vuelos fueron cancelados. Nueva York recibió una nevada inferior a lo previsto, pero parecía una ciudad fantasma a apenas una semana del inicio oficial de la primavera, con la visibilidad seriamente reducida y las calles blancas, semidesiertas. Un fuerte granizo seguía cayendo con fuerza en la tarde, golpeando en el rostro a los pocos transeúntes y porteros de edificios que paleaban nieve en las veredas.

El Servicio Nacional Meteorológico (SNM) degradó  alerta de tormenta para gran parte de la ciudad a una "advertencia de clima invernal". La nevada en Nueva York será de 15 a 20 cm, y no como se anticipaba la víspera, de 30 a 60 cm, con ráfagas de viento de hasta 90 km/h.

Viajes cancelados

Dos aeropuertos de Nueva York -Newark y La Guardia- están casi paralizados, mientras que un 64% de los vuelos fueron anulados en JFK, primera puerta de entrada a Estados Unidos para los pasajeros internacionales.

Más de 7,800 vuelos provenientes de Estados Unidos han sido anulados entre lunes y miércoles, según el sitio de rastreo FlightAware.

Lea además: Nueva York y sus alrededores se enfrentan a un gran temporal de nieve

El metro está funcionando igual que los buses, aunque ambos de manera limitada. El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, dijo que podrían dejar de funcionar.