•   Ciudad del Vaticano  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El papa Francisco abogó hoy por la escucha entre hermanos al recibir en el Vaticano a una delegación de líderes musulmanes de Gran Bretaña en una reunión que se fraguó tras el atentado del pasado 22 de marzo en Londres.

Antes de celebrar la audiencia general en la plaza de San Pedro, Francisco se reunió con cuatro representantes de los musulmanes en Gran Bretaña: Moulana Ali Raza Rizvi, Shaykh Ibrahim Mogra, Moulana Sayed Ali Abbas Razawi y Moulana Muhammad Shahid Raza.

Francisco aseguró que la labor más importante que se debe hacer entre los representantes de las religiones es el "trabajo de escucha: el escucharse".

"Escucharse sin la prisa de tener que dar una respuesta. Acoger la palabra del hermano y de la hermana y después pensar en dar la mía", dijo.

"La capacidad de escuchar. Esto es muy importante. Es interesante cuando las personas tienen esta capacidad de escuchar y hablan con un tono bajo y tranquilo. Cuando no la tienen hablan alto y gritan", agregó.

El pontífice argentino dijo entonces "que entre hermanos se debe hablar, hablar bajo, tranquilamente y buscando juntos el camino porque cuando se habla ya se está en camino".

Concluyó la reunión agradeciéndoles el trabajo que están haciendo.

La visita al Vaticano de los cuatro líderes musulmanes se organizó después de que el británico convertido al Islam Khalid Masood matara a tres personas al atropellarlas en el puente de Westminster y después asesinar a puñaladas al policía Keith Palmer.