•   Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La paraguaya Rosa María Ortiz, experta internacional sobre derechos humanos y derechos de la niñez, aseguró hoy que Guatemala no se ha dedicado a proteger a esta población, altamente vulnerable en este y otros países de la región. "Guatemala intentó, a medias, adecuarse a la convención de derechos del niño, pero no se dedicó a la protección especial, no se dedicó a crear otra instancia amplia de atención", dijo durante un foro.

El evento, celebrado en un hotel de la capital de Guatemala, tuvo en el recuerdo de los presentes la muerte de 41 niñas el pasado 8 de marzo tras un incendio en el centro de menores estatal Hogar Seguro Virgen de la Asunción, que supuestamente ellas mismas causaron para protestar por las continuas agresiones físicas, psíquicas y sexuales que sufrían.

Para ellas se guardó un minuto de silencio en esta cita, que fue inaugurada por el titular de la Procuraduría de Derechos Humanos, Jorge De León Duque, y la representante de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Guatemala, Liliana Valiña.

Ambos destacaron que esa tragedia debe servir para aprender la lección y ser una oportunidad para sentar las bases y dar prioridad a la niñez y la adolescencia con un enfoque de derechos humanos "Se necesita pasar de la estupefacción a la acción de medidas pendientes para dar ese cambio que Guatemala necesita.

Estos hechos tienen que ser una puerta abierta a los cambios y las transformaciones", dijo Valiña, y aunque Ortiz no se refirió expresamente a este hecho sí recordó que es responsabilidad del Estado, y por ende también de la ciudadanía, hacerlo. En su alocución, la experta aseguró que la institucionalización de los menores no funciona: "No se puede insistir en un modelo que no responde a la necesidad.

Hay que pensar qué hacer para que no se necesite institucionalizar". Y en este sentido, abogó por crear mesas en las que converjan todos los sectores -Gobierno, organizaciones no gubernamentales, sociedad civil, familias, policía y escuelas, entre otros- y que empiecen por las comunidades y los municipios, para analizar la situación y buscar la solución, siempre escuchando las necesidades de los más pequeños.

Bajar la edad de responsabilidad penal, en aquellos menores en conflictividad con la ley, tampoco ayuda y meterlos en la cárcel menos: "Precisan escuelas, capacitación laboral, no rejas. De ahí saldrán y saldrán peor. Esa es la escuela del crimen". Crítica con varios sectores, Ortiz tuvo palabras para los medios, que a su juicio "venden violencia" y no hacen una información parcial, sino atendiendo a intereses.

"Tenemos que reclamar a los medios su responsabilidad. Si ellos tienen el derecho a la libertad de expresión, está también el derecho de la población a estar bien informada. Tenemos que reclamar a los medios una información veraz, responsable y respetuosa", proclamó. El foro "¿Cómo generar el cambio de paradigma de objeto a sujeto de derechos? Hacia un sistema integral de garantía de derechos humanos y de la niñez", al que asistieron fiscales, funcionarios y miembros de ONG, estuvo organizado por la Procuraduría de Derechos Humanos y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Guatemala.