•   Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un manifestante murió y siete policías resultaron heridos de bala en el marco de una protesta contra una minera que opera en el Caribe de Guatemala, informaron ayer las autoridades, que desplegaron 500 agentes en la zona para restablecer el orden.

La violencia se desató a últimas horas del sábado, cuando un grupo de pobladores que se dedican a la pesca artesanal en El Estor, en el departamento de Izabal, a más de 230 kilómetros de la capital, bloqueó la carretera en protesta por la contaminación que provoca la Compañía Guatemalteca de Níquel (CGN), subsidiaria de Solway Investment Group con sede en Chipre.

Las fuerzas de seguridad dispersaron a los manifestantes, lo que provocó un enfrentamiento que dejó como saldo un manifestante muerto y seis policías heridos de bala, dijo la Policía Nacional Civil (PNC), sin precisar la condición de los lesionados, la identidad de la víctima ni cómo esta falleció.

POLICÍA EMBOSCADA

El portavoz de la PNC, Jorge Aguilar explicó ayer que los manifestantes supuestamente emboscaron a los policías, los atacaron a tiros, quemaron la subestación en El Estor y también la casa del alcalde, Rony Méndez.

De acuerdo con la información disponible, los pobladores de El Estor aseguran que la minera contamina el lago de Izabal y el río Dulce, lo que afecta a los pescadores artesanales.

La PNC aseguró que han restablecido el orden en El Estor luego de ser enviados medio millar de agentes a ese municipio tras la violencia del sábado.

El ministro de Ambiente, Sydney Samuels, acompañado del comisionado presidencial de diálogo, Rocael Cardona, viajaron el mismo domingo a la ciudad caribeña de Puerto Barrios (Izabal) para conocer cómo está la situación en El Estor y tratar de continuar las negociaciones con los representantes de la minera y los pobladores.