•   Saná, Yemen  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las muertes por el cólera en el último mes en el Yemen llegan a 532 y el número de casos de pacientes con posibles síntomas se ha disparado hasta los 65.300, informó hoy la oficina yemení de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El balance de muertos supone 54 víctimas más con respecto a las estadísticas divulgadas el pasado lunes por el gobierno de los rebeldes hutíes.

La epidemia, que comenzó a finales de abril, se ha extendido ya a 253 distritos del país, según agregó la OMS. Hace dos semanas, Unicef alertó de que los niños representan un tercio de los casos de esta enfermedad registrados en el país.

El brote de cólera ha llegado a un país con un sistema sanitario profundamente debilitado tras dos años de conflicto entre las fuerzas leales al presidente, Abdo Rabu Mansur Hadi, y los rebeldes chiíes hutíes.

La guerra también ha puesto al país al borde de la hambruna, una situación que puede agravar el peligro del cólera, porque sus efectos suelen ser más graves en personas malnutridas.

El cólera es una infección intestinal aguda causada por la ingestión de alimentos o agua contaminada con la bacteria "vibrio cholerae", que puede provocar la muerte en pocas horas si el enfermo no recibe tratamiento en los casos más graves.