• Washington, EE.UU. |
  • |
  • |
  • AFP

El FBI, que se ha hecho cargo de la investigación del tiroteo ocurrido hoy en Alexandria (Virginia), a las afueras de Washington, asegura que todavía es "muy pronto" para saber si el ataque tuvo motivación política y si iba dirigido directamente contra los congresistas afectados.

Es "muy pronto" para determinar los motivos del tiroteo y se están explorando "todos los ángulos", comentó a los periodistas el agente del FBI Tim Slater, a cargo de la investigación.

El tiroteo, en el que resultaron heridas al menos cinco personas, entre ellas el congresista Steve Scalise, se produjo en un campo de béisbol de Alexandria donde estaban entrenando miembros del Partido Republicano para un partido benéfico anual previsto para el jueves.

El tiroteo se produjo, según las informaciones preliminares aportadas por testigos y por la Policía, durante un entrenamiento de béisbol de miembros del Partido Republicano.

"El vicepresidente (Mike Pence) y yo estamos al tanto del incidente con disparos en Virginia y monitoreando de cerca los acontecimientos", anotó Trump en el comunicado.

"Nuestros pensamientos y oraciones están con los miembros del Congreso, su personal, la Policía del Capitolio, los servicios de emergencias y todos los demás afectados", concluyó el mandatario.

El legislador republicano Mo Brooks estaba presente en el lugar en el momento del tiroteo, que se produjo alrededor de las 7.00 hora local (11.00 GMT), y relató a la cadena CNN que, además de Scalise, cree que hay al menos otros cuatro heridos, aparentemente asesores del congresista y agentes de la Policía del Capitolio.