•   Mosul, Irak  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Las principales etapas de la ofensiva con la que las fuerzas iraquíes han podido expulsar este domingo al grupo yihadista Estado Islámico (EI) de la ciudad norteña de Mosul, su último gran bastión urbano en Irak.

- Inicio de la ofensiva -

El 17 de octubre de 2016, las fuerzas iraquíes lanzan una amplia operación para reconquistar la segunda ciudad de Irak, en manos del EI desde junio de 2014.

Decenas de miles de miembros de las fuerzas de seguridad están implicados, con el apoyo crucial de la aviación de la coalición internacional antiyihadistas dirigida por Estados Unidos.

En dos semanas, recuperan el control de decenas de localidades de los alrededores, incluyendo la ciudad cristiana de Qaraqosh, a una quincena de kilómetros de Mosul.

- Entrada en la ciudad -

A principios de noviembre, el ejército anuncia haber entrado en la ciudad de Mosul por el este.

El jefe del EI, Abu Bakr al Baghdadi, rompe con más de un año de silencio para exhortar a sus tropas a luchar hasta el martirio, en una inusual grabación sonora.

El 8 de noviembre, los peshmergas, combatientes kurdos iraquíes, anuncian haber conquistado Bashiqa, a una docena de kilómetros al noreste. El 13 del mismo mes, las fuerzas iraquíes retoman el sitio antiguo de Nimrod, a una treintena de kilómetros de distancia.

Las fuerzas paramilitares del Hashd al Shaabi (Movilización Popular), dominadas por las milicias chiitas, anuncian a finales de noviembre haber cortado la vía de abastecimiento del grupo EI entre Mosul y la frontera siria.

Las fuerzas iraquíes enfrentan una fuerte resistencia de los yihdadistas, que llevan a cabo numerosos atentados suicidas. En diciembre interrumpen su ofensiva durante dos semanas.

- Mosul Este 'liberado' -

El 8 de enero de 2017, las fuerzas de élite llegan por primera vez al Tigris desde el este. El 16, el portavoz del servicio de contraterrorismo iraquí (CTS), punta de lanza de la ofensiva, anuncia que se ha reconquistado la tumba de Jonás, un importante santuario del país, destruido por los yihadistas en 2014.

El 24 de enero, las fuerzas iraquíes declaran haber "liberado totalmente" la parte este de Mosul.

- Ofensiva por el oeste -

El 19 de febrero, el primer ministro iraquí, Haider Al Abadi, anuncia el lanzamiento de las operaciones militares para retomar la parte occidental de Mosul.

Poco después, las fuerzas iraquíes entran en el oeste tras haber reconquistado el aeropuerto, en desuso, y la base cercana de Ghazlani.

El 12 de marzo, el enviado especial estadounidense para la coalición antiyihadista afirma que las fuerzas iraquíes han cortado todos los accesos por carretera en Mosul Oeste, rodeando al EI.

El 14 de marzo, las fuerzas iraquíes anuncian la conquista de otro sitio simbólico, la estación de ferrocarril. Ya han recuperado varios edificios importantes, como la sede del gobierno de la provincia de Nínive, así como el museo, vandalizado por los yihadistas.

- Ciudad vieja -

El 4 de mayo, las fuerzas iraquíes abren un nuevo frente al noroeste de Mosul. La operación busca cerrar el asedio de la Ciudad vieja, donde decenas de miles de civiles están atrapados por los yihadistas, según organizaciones humanitarias.

El 9 de mayo, Bagdad anuncia la "liberación" de "la Zona Industrial Norte" de Mosul. El 16, el ejército afirma haber conquistado cerca del 90% de Mosul Oeste.

La ONU calcula que varios cientos de miles de iraquíes han huido de Mosul en siete meses.

El 18 de junio, las fuerzas iraquíes, apoyadas por la aviación de la coalición internacional, lanzan el asalto para retomar la ciudad vieja de Mosul, donde estaban atrincherados los últimos yihadistas. El 21, el EI destruye allí la emblemática mezquita Al Nuri y su minarete inclinado, del siglo XII.

- La caída -

El 9 de julio, el primer ministro iraquí, Haider Al Abadi, proclama la victoria en Mosul, una ciudad "liberada" tras casi nueve meses de batalla contra el EI, anuncia su gabinete.

Abadi "llega a la ciudad liberada de Mosul y felicita a los combatientes heroicos y al pueblo iraquí por esta importante victoria", indica un comunicado.

Esta reconquista es la más importante victoria de Irak desde que el EI se apoderara de la ciudad. De controlar toda la ciudad, el EI queda atrapado entre las fuerzas de seguridad y la orilla occidental del río Tigris.

Tras una campaña de intensos bombardeos aéreos, que reduce gran parte de la ciudad a escombros y obliga a huir a miles de personas, los últimos yihadistas acorralados oponen una tenaz resistencia durante los últimos días, pero sus esfuerzos llegan a su fin.