•   Lima, Perú  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los 17 países de América y el Caribe reunidos hoy en Lima para tratar la situación de Venezuela reafirmaron su opinión común de que esa nación "ya no es una democracia" y que "los actos que emanen" de su Asamblea Constituyente "son ilegítimos".

Esas fueron dos de las conclusiones expresadas en la denominada declaración de Lima, difundida por los cancilleres nada más terminar la reunión que mantuvieron a lo largo de todo el día de hoy y que incluyó el reconocimiento de la Asamblea Nacional como único órgano legítimamente elegido en Venezuela, el rechazo a la violencia y una condena a la violación de los derechos humanos cometidos en el país.

Todo sobre la crisis en Venezuela

En un comunicado leído a la prensa por el canciller peruano Ricardo Luna, expresaron "su condena a la ruptura del orden democrático en Venezuela" y "su decisión de no reconocer a la Asamblea Constituyente" que se eligió el 30 de julio, ni los actos que emanen de ella, por su carácter ilegítimo".

También entregaron "su pleno respaldo y solidaridad con la Asamblea Nacional" (Parlamento), de mayoría opositora, "democráticamente electa".

En el documento, suscrito tras siete horas de reunión en la capital peruana, mostraron también "su condena a la violencia sistemática a los derechos humanos y las libertades fundamentales, a la violencia, la represión y la persecusión política, a la existencia de presos política y la falta de elecciones libres".

En el acta, suscrita tras siete horas de reunión en la capital peruana, condenaron tambien "la violencia sistemática a los derechos humanos y las libertades fundamentales, a la violencia, la represión y la persecusión política, a la existencia de presos política y la falta de elecciones libres".

La Asamblea Constituyente, un "suprapoder", legislará hasta por dos años --más allá de la culminación del mandato del presidente Nicolás Maduro-- para reescribir la Carta Magna de 1999 y al mismo tiempo tomar otras decisiones de efecto inmediato.

Para la oposición, que no participó en la conformación y elección de sus miembros, esta entidad permitirá que Maduro se perpetúe en el gobierno.