elnuevodiario.com.ni
  •  |
  •  |
  • AFP

Una banda armada robó esta madrugada 320 kilos de cocaína en un asalto a la sede de la Fiscalía en un pueblo de Costa Rica, que habían sido confiscados tres días antes en una lancha con matrícula ecuatoriana en una playa del Pacífico, informaron funcionarios. Unos cuatro o cinco sujetos armados irrumpieron en la Fiscalía de Golfito, un municipio de 40.000 habitantes situado a 340 km al sur de San José, donde amenazaron a los policías que custodiaban el recinto y se llevaron la droga que había sido decomisada el lunes, explicaron las fuentes.

En San José, la ministra de Seguridad Pública, Janina Del Vecchio, confirmó el robo, sin proporcionar detalles, pues explicó que las autoridades tenían por ahora "informes preliminares" sobre el inusual suceso. Las autoridades desconocen si la banda que robó la droga es la misma que la transportaba desde Sudamérica en una lancha con matrícula ecuatoriana.

Una inspección con perros adiestrados permitió detectar el lunes los 320 kilos de cocaína ocultos en el doble fondo del casco de la lancha en una playa cercana a Golfito, informó la policía. La lancha, que había sido divisada en el mar durante el fin de semana por un avión estadounidense de patrullaje, llegó a playa Sirena, y su tripulante ecuatoriano fingió ser un pescador que se había quedado sin combustible para el motor, aseguró la policía.

Los agentes llevaron perros adiestrados a la lancha, los que detectaron la droga en el doble fondo del casco, por lo que el ecuatoriano, de apellidos Murillo Mero, fue arrestado, así como un sospechoso de nacionalidad salvadoreña que aparentemente lo esperaba en la playa. La lancha había sido divisada el sábado por un avión de la Guardia Costera de Estados Unidos, que alertó a las autoridades costarricenses.