•   Miami, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Irma prosigue sus fluctuaciones de intensidad y volvió a ser un huracán de categoría 3 mientras continúa su desplazamiento sobre el Atlántico rumbo al Caribe, informó hoy el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de EE.UU.

El huracán, el cuarto de la temporada ciclónica en la cuenca atlántica, presenta vientos máximos sostenidos de 185 kilómetros por hora (115 m/h) y se espera "un fortalecimiento adicional hacia el lunes por la noche", cuando incluso podría llegar a categoría 4, señaló el CNH en su boletín de las 15.00 GMT.

Las autoridades se mantienen expectantes al desarrollo de Irma, en especial por su desplazamiento con dirección oeste-suroeste a una velocidad de traslación de 22 kilómetros por hora (14 m/h), es decir rumbo a islas del Caribe.


El ciclón se encuentra a 1.420 kilómetros (885 millas) al este de las islas de Sotavento (Antillas Menores), sobre las cuales se espera en el transcurso de hoy la emisión de avisos de huracán y de tormenta tropical, informó el CNH, con sede en Miami.

Irma, que según un probable patrón de trayectoria el lunes aplicará un giro hacia el oeste, se mantendrá como "un poderoso huracán" en los próximos días, agregaron los meteorólogos del CNH.

Las autoridades del sur de Florida se hallan atentos al progreso del huracán, sobre el que a mediados de la próxima semana se tendrá más certeza si es que impactaría en zonas costeras de la península.

El ciclón pasó en la mañana del jueves directamente de tormenta tropical a huracán de categoría 2 y rápidamente se transformó en un huracán mayor, al subir a categoría 3 en la escala de intensidad de Saffir-Simpson, de un máximo de 5.

La primera tormenta tropical de 2017 fue Arlene, que se formó en abril pasado en mitad del Atlántico, más de un mes antes del comienzo de la temporada.

A esta siguieron Bret, Cindy, Don, Emily y Franklin, que se convirtió en el primer huracán de la temporada, luego Gert, el segundo huracán, Harvey, que alcanzó la categoría 4, y ahora Irma.