•   Barcelona, España  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El ultimátum que el gobierno central español dio al presidente catalán, Carles Puigdemont, para que aclarara si declaró la independencia se resolvió con un nuevo cruce de textos que aleja más las posiciones de ambos.

En su carta, Puigdemont respondió que no se había proclamado la independencia, pero amenazó con hacerlo, y, en un comunicado, el gobierno español anunció que avanzará en los trámites que pueden desembocar en la intervención de la autonomía catalana.

Estos son los pasajes claves de los dos textos:

Carta de Puigdemont a Rajoy

"Apreciado Presidente Rajoy,

El pueblo de Cataluña, el día 1 de octubre, decidió la independencia en un referéndum con el aval de un elevado porcentaje de los electores. Un porcentaje superior al que ha permitido al Reino Unido iniciar el proceso del Brexit"

"El 10 de octubre, el Parlament celebró una sesión con el objeto de valorar el resultado del referéndum y sus efectos; y donde propuse dejar en suspenso los efectos de aquel mandato popular".

"Lo hice para propiciar el diálogo [...]. En este sentido, en mi carta del lunes, le propuse celebrar una reunión que todavía no ha sido atendida".

"Tampoco ha sido atendida la petición de revertir la represión. Al contrario, se ha incrementado y ha comportado la entrada a prisión del presidente de Òmnium Cultural y el presidente de la Assemblea Nacional Catalana, entidades de acreditada trayectoria cívica, pacífica y democrática".

"Esta suspensión continua vigente".

"Que la única respuesta sea la suspensión de la autonomía, indica que no se es consciente del problema y que no se quiere hablar".

"Si el Gobierno del Estado persiste en impedir el diálogo y continuar la represión, el Parlament de Cataluña podrá proceder, si lo estima oportuno, a votar la declaración formal de la independencia que no votó el día 10 de octubre".

Respuesta del gobierno de Rajoy

"El Gobierno de España ha constatado a las 10 horas de esta mañana, último plazo establecido, la negativa del presidente de la Generalitat de Cataluña a atender al requerimiento que le fue remitido el pasado 11 de octubre"

"En consecuencia, el Gobierno de España continuará con los trámites previstos en el artículo 155 de la Constitución para restaurar la legalidad en el autogobierno de Cataluña".

"El próximo sábado el Consejo de Ministros, reunido de forma extraordinaria, aprobará las medidas que elevará al Senado a fin de proteger el interés general de los españoles, entre ellos los ciudadanos de Cataluña, y restaurar el orden constitucional en la Comunidad Autónoma."

El Gobierno "denuncia la actitud mantenida por los responsables de la Generalitat de buscar, deliberada y sistemáticamente, el enfrentamiento institucional a pesar del grave daño que se está causando a la convivencia y la estructura económica de Cataluña".

"El Gobierno pondrá todos los medios a su alcance para restaurar cuanto antes la legalidad y el orden constitucional, recuperar la convivencia pacífica entre ciudadanos y frenar el deterioro económico que la inseguridad jurídica está causando en Cataluña".