•   Dubái, Emiratos Árabes Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente francés, Emmanuel Macron, aseguró hoy en la ciudad emiratí de Dubai que el mundo ha entrado en una era de grandes turbulencias en la que las amenazas se han acelerado y amplificado, a pesar de que el grupo terrorista Estado Islámico (EI) ha sido casi vencido.

"Hemos entrado en una era de grandes turbulencias. La mayor parte de los riesgos y las amenazas a las que nos enfrentamos no nos son desconocidos, pero sus manifestaciones se han acelerado y sus efectos se han amplificado y acercado. Se trata, en concreto, del terrorismo yihadista", dijo Macron en un discurso ante los militares galos desplegados en los Emiratos Árabes Unidos.

El presidente francés, que ayer participó en la inauguración del museo Louvre de Abu Dabi, destacó ante los uniformados la reciente victoria sobre la ciudad siria de Al Raqa, conquistada el 17 de octubre por las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), una alianza armada liderada por milicias kurdas, apoyada por la coalición internacional.

Macron, que subrayó que en dicha ciudad se "planearon, organizaron y dirigieron" los atentados terroristas perpetrados en Francia por el EI, advirtió de que, a pesar de dicha vitoria, existen otras amenazas.

"En todas partes, estamos presenciando el regreso de las luchas de poder, la tentación de militarizar las relaciones entre los Estados, y el cuestionamiento de las instituciones y los tratados internacionales", declaró Macron antes de presentar la región como un ejemplo "ilustrativo de esta nueva tectónica de poderes".

"El desafío al que nos enfrentamos es reconstruir la paz, una vez que hayamos ganado la guerra contra la barbarie", destacó antes de hacer hincapié en que tras la victoria militar contra el EI en Siria e Irak habrá que seguir trabajando por la estabilización y luchando contra los "grupos terroristas residuales".

Para Macron, que hoy concluye su visita a Emiratos, estos frentes deben ser: "Un complemento indispensable a una solución política, inclusiva y plural, que queremos ver emerger en la región", y en todas aquellas zonas afectadas por el terrorismo, en África y Asia.