•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, designó este domingo al general Manuel Quevedo como presidente de la estatal PDVSA y ministro de Petróleo, con la promesa de emprender "una reestructuración total" en la petrolera tras graves casos de corrupción.

"Vamos a una reestructuración total de PDVSA y por eso anuncio para encabezar esta reestructuración (...) la designación del mayor general Manuel Quevedo como nuevo presidente de la industria petrolera y nuestra amada PDVSA y a la vez (...) como nuevo ministro de Pedróleo", dijo Maduro en su programa semanal en la televisora oficial VTV.

El mandatario puso como principal objetivo de la próxima gestión "elevar la producción" venezolana, que se ubica en 1,9 millones de barriles diarios (mbd) frente a los 2,27 mbd que colocaba en el mercado en 2016.

Quevedo, general de la Guardia Nacional que viene de desempeñarse como ministro de Vivienda, sustituye a Nelson Martínez en la presidencia de PDVSA y a Eulogio Del Pino en la cartera de Petróleo.

El anuncio de Maduro, en medio de una reorganización de su gabinete, se produce en momentos de serios escándalos de corrupción vinculados con la industria del crudo en Venezuela.

El pasado martes, las autoridades detuvieron al seis altos directivos de Citgo, filial de PDVSA en Estados Unidos, acusados de haber firmado contratos irregulares, sin aval del Ejecutivo, para el refinanciamiento de deuda por 4.000 millones de dólares.

Todo ello mientras Venezuela y PDVSA enfrentan declaratorias de default por pagos atrasados de capital e intereses de títulos de deuda.

Pagos

Esta semana, PDVSA, declarada en default parcial, aseguró que inició el pago de 233 millones de dólares de intereses de bonos de deuda, días antes de que venciera el período de gracia.

"El Gobierno Bolivariano y su empresa PDVSA informan a todos los tenedores que se inició el día de hoy el proceso de transferencia para el pago de los intereses de los Bonos PDVSA8,5% 2020 y Bonos PDVSA 6% 2022", señaló la empresa en su cuenta de Twitter.

PDVSA sufre cambios totales, dijo Nicolás Maduro. Archivo/ENDEl plazo para cancelar ambas obligaciones -de 30 días- vence el próximo lunes.

PDVSA llamó a sus acreedores a "confiar en la capacidad logística, productiva y financiera" de la empresa, que, sostuvo, "ha cumplido con todos sus compromisos, aún con el grosero sabotaje del imperialismo y sus lacayos nacionales".

La compañía se refirió así a sanciones de Estados Unidos que prohíben a ciudadanos de ese país negociar nueva deuda pública venezolana y que, según Caracas, provocan retrasos en sus pagos.

"Ratificamos la solvencia y solidez de nuestra industria petrolera, en lucha contra las ilegales sanciones", subrayó Petróleos de Venezuela, cuyos títulos representan 30% de la deuda externa del país, estimada en unos 150.000 millones de dólares que el presidente Nicolás Maduro busca refinanciar.

El gobierno venezolano no ha informado aún sobre el pago de 237 millones de dólares que debía realizar el pasado martes por rendimientos de sus bonos soberanos 2025 y 2026.