Secciones
Multimedia

Gobernador de Nueva York agradece ayudas a Puerto Rico tras Huracán María

Foto por: ARCHIVO / END

Trabajadores reparan el tendido eléctrico en Puerto Rico

El gobernador neoyorquino fue uno de los primeros políticos estadounidenses que visitó a Puerto Rico días después del devastador paso del huracán María.

El alcalde de Nueva York, Andrew Cuomo, agradeció hoy a los cientos de empleados de múltiples compañías de servicio de electricidad del estado norteamericano que han estado en Puerto Rico reparando dicho servicio, destruido completamente por el huracán María.

"Su servicio es extraordinario. Eso no es solo un incidente más. Esta situación no es a corto plazo, sino que determinará el futuro de Puerto Rico", expresó Cuomo tras un almuerzo al que acudieron sobre 400 obreros de diversas empresas eléctricas de Nueva York en un hotel de San Juan.

Entre las compañías que acudieron al acto, estuvieron Con Edison, National Grid, Orange and Rockland Utilities, Oracle Utilities, New York Power Authority y la Guardia Nacional de Nueva York.

Algunas de estas empresas llevan al menos tres semanas en la isla reforzando a los más de 3.000 empleados de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) de Puerto Rico que trabajan largas horas del día tratando de levantar el destruido servicio eléctrico en la isla.

"Nosotros tenemos muchos recursos en Nueva York, pero Puerto Rico recibió dos huracanes seguidos, Irma y María. Eso fue devastador para la isla, que no tenía la infraestructura ni los recursos suficientes de electricidad", sostuvo Cuomo.

"Si no fuera por ustedes, sería peor. El futuro de Puerto Rico brillará, porque ustedes están aquí. Todo el mundo está muy orgulloso de ustedes por el sacrificio que han hecho. Ustedes representan lo mejor de Nueva York", resaltó.

El gobernador neoyorquino fue uno de los primeros políticos estadounidenses que visitó a Puerto Rico días después del devastador paso del huracán María.

A su llegada, Cuomo se comprometió con el Gobierno puertorriqueño en traer todo tipo de ayuda para reconstruir a la isla, entre ellas, brigadas de electricidad.

"Como neoyorquinos, nos criamos junto a la comunidad puertorriqueña. Eso es lo bello de Nueva York. Por eso, cuando estas personas llegan a Nueva York, se convierten en parte de la familia. Y la comunidad puertorriqueña es gran parte de la familia de Nueva York. Y cuando Puerto Rico está en problema, ayudamos", afirmó.

"La respuesta ha sido increíble. Nos hemos inundado de ayuda con todo lo que hemos traído. A veces somos fuertes de carácter, pero también reflejamos compasión. Cuando gente necesita ayuda, los neoyorquinos somos los más compasivos", agregó Cuomo.

Entre los cientos de empleados neoyorquinos que acudió al acto de este sábado fue Eugene Volka, de Con Edison, quien lleva tres semanas en Puerto Rico trabajando arduamente reparando el servicio de electricidad.

Y según contó Volka a Efe, la devastación del servicio eléctrico en la isla fue peor a lo que ocurrió en Florida tras el paso de Irma, que rozó a Puerto Rico dos semanas antes de María.

"Acá fue mucho peor. Casas destruidas, postes caídos, cables caídos... La devastación es mucho peor que en Florida", indicó Volka.

El experto ha trabajado en la reparaciones de líneas en La Perla -barriada popular en el Viejo San Juan- luego en el municipio de Carolina, aunque luego volvió al principal sector turístico de Puerto Rico.

"Acá tuvimos que levantar todo completamente. Cargamos nuestros camiones con equipo, los cuales se nos terminaron en dos semanas. Luego, la AEE nos dio transformadores, pero no tenían mucho equipo. Este grupo estará dos semanas más acá, pero vendrán otras brigadas", puntualizó.