•   Quito, Ecuador  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un total de cuarenta personas han fallecido en Ecuador por el virus de la influenza AH1N1, y otras tres personas por la modalidad AH3N2, informó hoy el Ministerio de Salud, que elevó a 716 los casos de esta enfermedad notificados desde el 19 de noviembre.

Veintiuno de los fallecidos se registraron en la provincia de Pichincha, cuya capital es Quito, seguida de Tungurahua (7) y de Imbabura y Pastaza, con tres cada una.

Según el Ministerio, en cada una de las provincias de Chimborazo, Cotopaxi y Carchi, se produjeron dos decesos a causa de la enfermedad, mientras que en las de Cañar, Guayas y El Oro, se reportó un fallecido, respectivamente.

De acuerdo a los datos oficiales, 528 de los 716 casos de afectados por influenza se dieron en Pichincha. Del total de casos de influenza, 642 corresponden al virus AH1N1, 64 al AH3N2 y por influenza del tipo B, se reportaron diez.

El viceministro de Gobernanza y Vigilancia de Salud Pública, Carlos Durán, dijo que Ecuador ha invertido 10 millones de dólares en la adquisición de 3.9 millones de dosis de vacunas contra la influenza.

La campaña de vacunación es gratuita en el país andino y tiene como foco a grupos prioritarios entre los que figuran menores de 5 años, mujeres embarazadas, mayores de 65 años y aquellos que padecen alguna enfermedad crónica, además del personal sanitario.

La afección se contagia principalmente por gotas de saliva en las que está presente el virus y se esparcen, por ejemplo, a través del estornudo.

En declaraciones a Efe el miércoles pasado, Durán aseguró que Ecuador "vive un brote epidémico propio de la temporada de invierno" y formuló un llamamiento a la ciudadanía "a no bajar la guardia", y a que acuda a los centros de salud en caso de que aparezca algún síntoma.