•   Seúl, Corea del Norte  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La muerte hoy de un hombre de 81 años ha elevado a 40 el número de fallecidos por el incendio que afectó el pasado viernes al hospital Sejong de la ciudad surcoreana de Miryang, el peor que se ha registrado en el país asiático en la última década.

El fallecido se encontraba ingresado en un centro sanitario cercano al que fue trasladado tras el incendio, según han detallado autoridades locales.

Junto al recientemente fallecido, más de cien pacientes que se encontraban en el hospital cuando comenzó el incendio tuvieron que ser ingresados en otros centros de la región.

El número de heridos por el fuego es actualmente de 151, tres de los cuales se encuentran en situación crítica, según ha indicado una autoridad local citada por la agencia Yonhap.

Las autoridades de Miryang (280 kilómetros al sudeste de Seúl) y de Gyeongsang del Sur, la provincia donde se encuentra la ciudad, planean celebrar el sábado una ceremonia en recuerdo de las víctimas.

Por el momento la investigación sobre el suceso no ha aclarado las circunstancias en las que se originó el fuego, que ha puesto de nuevo en entredicho las normativas antiincendio del país asiático después de que otro incendio en un gimnasio de la ciudad surcoreana de Jecheon (centro del país) dejara 29 muertos y 36 heridos.

Las llamas se detectaron en la sala de emergencias del primer piso del edificio, que quedó totalmente calcinado, y las emanaciones tóxicas se esparcieron por el resto del hospital.

Todas las víctimas mortales fallecieron a consecuencia de la inhalación de humo, en la que ha sido el peor incendio en Corea del Sur desde 2008 cuando 40 trabajadores perecieron en un almacén de la ciudad dormitorio de Icheon, al sudeste de Seúl.